La ciudad de Nueva York impondrá la vacunación obligatoria contra el COVID para los empleados del sector privado

“Hemos decidido dar un golpe preventivo y hacer algo realmente audaz para detener el crecimiento” de los contagios, indicó el alcalde Bill de Blasio. La medida alcanza a unas 184 mil empresas de la metrópoli

El alcalde Bill de Blasio (Reuters)
El alcalde Bill de Blasio (Reuters)

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, anunció este lunes que todos los empleados del sector privado en la ciudad más poblada de Estados Unidos estarán sujetos a una vacunación obligatoria contra el coronavirus a partir del 27 de diciembre.

El alcalde va así más lejos que el presidente Joe Biden, cuya orden de vacunación obligatoria, que debía entrar en vigor el 4 de enero pero está actualmente suspendida por la justicia, solo concernía a los trabajadores de las empresas con más de 100 empleados.

En la ciudad de Nueva York hemos decidido dar un golpe preventivo para hacer algo realmente audaz para detener el crecimiento adicional de la COVID y los peligros que nos está causando a todos”, dijo de Blasio. “Todos los empleadores del sector privado de la ciudad de Nueva York estarán cubiertos por este mandato de vacunación a partir del 27 de diciembre”.

Asimismo, a partir del 14 de diciembre los menores de entre 5 y 11 años tendrán que haber recibido al menos una dosis de la vacuna para poder participar en actividades extracurriculares de alto riesgo como deportes, bandas, orquestas y danza. Y a partir del 27 de diciembre, los neoyorquinos mayores de 12 años “tendrán que mostrar dos dosis de la vacuna” para poder entrar en lugares públicos como restaurantes y teatros, precisó.

“La vacuna es la única forma de salir de esta pandemia”, dijo el alcalde que concluye su cargo el 31 de diciembre y será reemplazado por Eric Adams, elegido en las urnas el 2 de noviembre.

Al menos 89% de los adultos y más de 125.000 menores de entre 5 y 12 años que viven en Nueva York han recibido al menos una dosis de alguna de las vacunas disponibles, mientras que el 94% de los trabajadores de la ciudad están vacunados.

Centro de testeo en Times Square (Reuters)
Centro de testeo en Times Square (Reuters)

Las vacunas ya son obligatorias para los trabajadores de hospitales y residencias de ancianos y para los empleados de la ciudad, incluidos los profesores, los policías y los bomberos. La semana pasada se anunció un mandato de vacunación para los empleados de escuelas privadas y religiosas.

La ciudad se estaba moviendo para imponer el mandato a las empresas del sector privado, incluso cuando los tribunales federales han bloqueado temporalmente un intento del presidente Joe Biden de hacer lo mismo a nivel nacional para las empresas más grandes.

De Blasio dijo que espera que el nuevo mandato sobreviva a cualquier desafío legal. Un portavoz del alcalde dijo que el mandato del sector privado se aplicará a unas 184.000 empresas.

Las normas actuales de COVID-19 de la ciudad de Nueva York también incluyen al menos una dosis de la vacuna para los restaurantes de interior, los lugares de entretenimiento y los gimnasios.

De Blasio, que dejará su cargo a finales de mes y ha indicado que podría aspirar a la candidatura demócrata a la gobernación de Nueva York el próximo año, ha tratado de presentarse como un líder nacional en la lucha contra el COVID-19.

El representante republicano Lee Zeldin de Long Island, que busca la nominación del GOP para gobernador, calificó el recién anunciado requisito de la vacuna como un “mandato que mata el empleo y suprime las pequeñas empresas”.

(Con información de AFP y AP)

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR