En los archivos se puede escuchar la conversación de Zuckerberg con sus empleados en donde arremete contra los críticos, la competencia e incluso el gobierno de los EEUU. (Foto: Especial)
En los archivos se puede escuchar la conversación de Zuckerberg con sus empleados en donde arremete contra los críticos, la competencia e incluso el gobierno de los EEUU. (Foto: Especial)

Mark Zuckerberg, una vez más, se encuentra en medio de la polémica. En esta ocasión, el hecho que lo pone en el centro de la conversación es la filtración de una serie de audios que publicó el portal The Verge de una reunión en la que el CEO de Facebook habla con sus empleados. En los archivos se puede escuchar cómo arremete en contra de los críticos, la competencia e incluso el gobierno de los Estados Unidos.

Uno de los primeros cuestionamientos fue en relación a la posible ruptura de Facebook a partir de las investigaciones federales en su contra y del surgimiento de políticos como la senadora Elizabeth Warren, la cual ha mencionado sus planes sobre dividir la compañía si es electa presidenta de EEUU.

“Ciertamente estoy más preocupado de que alguien vaya a tratar de romper nuestra empresa”, fue una de las frases iniciales que usó Zuckerberg en su intervención sobre el tema para después ahondar en que “podría haber un movimiento político en el que las personas estén enojadas con las compañías tecnológicas o estén preocupadas por la concentración (...) o de que no se estén manejando bien”.

Si Warren es elegida presidenta, señaló, “entonces apostaría a que tendremos un enfrentamiento legal y apostaría a que lo ganaríamos. ¿Y eso todavía apesta para nosotros? Sí, quiero decir, no me gustaría tener una demanda importante contra nuestro gobierno, no es la posición en la que me gustaría estar. Nos preocupamos por nuestro país y queremos hacer buenas cosas con nuestro gobierno, pero al final del día, si alguien va a tratar de amenazar algo tan esencial, debes luchar”.

La filtración de los audios de Facebook

Acerca del agresivo plan de la política para desmantelar a gigantes tecnológicos como Facebook, Amazon o Google a partir de nuevas reglas para las empresas con ingresos anuales de USD 25.000 millones y la disolución de importantes fusiones en la industria como la adquisición de WhatsApp o Instragram por parte de Facebook, Zuckerberg mostró una opinión tajante:

“La separación de estas compañías en realidad no va a resolver los problemas y esto tampoco hace menos probable la interferencia en las elecciones; de hecho, lo hace más probable porque las compañías no se podrán coordinar y trabajar juntas”, dijo.

Ante esto, la senadora emitió una respuesta en la que evidenciaba su postura respecto al problema: “Lo que sería ‘un asco'”, parafraseó Warren, “es que no arreglemos un sistema corrupto que permite a compañías gigantes como Facebook desarrollar prácticas anticompetencia ilegales, pisotear los derechos de privacidad de los consumidores y abdicar repetidamente de su responsabilidad de proteger nuestra democracia”.

En este sentido, Zuckerberg también habló de las constantes negaciones que ha declarado sobre testificar ante otros gobiernos: “No voy a ir a todas las audiencias del mundo. (...) Cuando surgieron los problemas el año pasado en torno a Cambridge Analytica, hice audiencias en los Estados Unidos, en la Unión Europea. Simplemente no tiene sentido para mí asistir a audiencias en todos los países que quieren que me presente y, francamente, no tienen jurisdicción para exigir eso”.

Mark Zuckerberg teme por los planes de Elizabeth Warren de dividr a las tecnológicas. (Foto: Lucas Jackson/Reuters)
Mark Zuckerberg teme por los planes de Elizabeth Warren de dividr a las tecnológicas. (Foto: Lucas Jackson/Reuters)

No obstante, fue claro respecto a las críticas que ha recibido su empresa por la concentración del poder en una sola persona. A causa de ello hizo un llamado a la humildad desde Facebook y participar en las discusiones legítimas acerca de las inquietudes de las personas acerca de si las cinco compañías más grandes del mundo, las cuales son tecnológicas, están siendo reguladas adecuadamente.

Sobre la relación de Facebook con las finanzas habló de la idea de habilitar el envío de dinero a través de sus aplicaciones de mensajería como WhatsApp y Messenger: “Tenemos una prueba en India. Estamos trabajando en México y en muchos otros países para que esto se implemente ampliamente. La esperanza es que se implemente en muchos lugares con las monedas existentes antes de fin de año”.

De manera cercana a este tópico, también habló de su criptomoneda, Libra, el cual es un proyecto cuya premisa es defender un nuevo tipo de dinero digital que pueda funcionar a nivel mundial y que sea estable en la economía global.

“Es una gran idea y es un nuevo tipo de sistema, especialmente para ser implementado por grandes empresas. No somos los únicos que hacemos estos. Hemos liderado el pensamiento y el desarrollo hasta el momento, pero la idea es hacer esto como una asociación independiente, que es lo que anunciamos con otras 27 compañías. Para cuando se lance, esperamos tener 100 o más empresas como parte de ella”, explicó.

El fundador de Facebook también defendió a Libre, la ciptomoneda de su empresa. (Foto: Dado Ruvic/Reuters)
El fundador de Facebook también defendió a Libre, la ciptomoneda de su empresa. (Foto: Dado Ruvic/Reuters)

Respecto a los competidores, Zuckerberg hizo referencia a un par de redes sociales. Una que ya lleva un largo recorrido en Internet, Twitter, y otra que ha entrado al mercado de manera sorpresiva y sumamente influyente entre los adolescentes y la generación Z, Tik Tok.

De Twitter incluso se burló: “No pueden hacer un trabajo tan bueno como nosotros. Quiero decir, ellos enfrentan, cualitativamente, los mismos tipos de problemas, pero no pueden invertir. Nuestra inversión en seguridad es mayor que los ingresos totales de su empresa”.

En términos de Tik Tok, uno de los aspectos que más ha sorprendido a Zuckerberg es su expansión e influencia a nivel mundial. Además, algo preocupante es que ha comenzado a funcionar en los Estados Unidos, especialmente con los jóvenes. Incluso ha sobrepasado a aplicaciones como Instagram en territorios como la India.

Ante esto, Zuckerberg ha pensado en nuevas funciones para competir: “Pensamos en un video inmersivo de formato corto con navegación. Por lo tanto, será casi como la pestaña Explorar que tenemos en Instagram, que hoy se trata principalmente de publicaciones de feed. Pienso en Tik Tok como si fuera Expolrar para Stories”.

Sobre los gobiernos que quieren que testifique ante ellos, Zuckerberg dijo que no tienen la jurisdicción para exigirle algo así. (Foto: Archivo)
Sobre los gobiernos que quieren que testifique ante ellos, Zuckerberg dijo que no tienen la jurisdicción para exigirle algo así. (Foto: Archivo)

En ese contexto, refirió que tienen una serie de enfoques, los cuales buscarán adoptar a través de Lasso, una aplicación autónoma en la que trabajan actualmente: “tratamos de adaptarnos a mercados en países como México. Estamos tratando de ver primero si podemos hacerlo funcionar en países donde Tik Tok aún no es grande antes de competir con TikTok en países donde son grandes”.

Cabe recordar que cuando Snapchat salió al mercado tuvo un impacto similar al de Tik Tok, sin embargo, la estrategia de Facebook para acaparar a los jóvenes fue implementar nuevas funciones en Instragram como los filtros o incluso las Stories, un formato copiado de Snapchat que resultó sumamente atractivo hasta el punto de ser una de las redes sociales más influyentes entre los millennials y generación Z.

Todos estos audios se enmarcan en un contexto complicado para Facebook, pues en julio, la Comisión Federal de Comercio multó a la compañía con USD 5.000 millones por cuestiones de violaciones de privacidad relacionadas con el escándalo de Cambridge Analytica. Además, esto también derivó en nuevos controles de privacidad de cada producto o servicio nuevo que desarrolle.

Sin embargo, ese no es el único asunto que maraca un entorno difícil para la empresa de Zuckerberg, pues también se resolvió un caso con la Comisión de Bolsa y Valores, la cual alegó que Facebook había engañado a los inversores sobre los riesgos del mal uso de datos de los usuarios de la red social. Por esto, la Comisión impuso una multa de USD 100 millones.