El hombre se lanzó desde una altura de 11 pisos mientras sus amigos grababan entre risas (Foto: Instagram Nick Naydev)
El hombre se lanzó desde una altura de 11 pisos mientras sus amigos grababan entre risas (Foto: Instagram Nick Naydev)

La Compañía de cruceros Royal Caribbean vetó de por vida a un pasajero que saltó al agua desde un balcón de uno de sus navíos, a una altura de 11 pisos, según informaron los medios locales.

El pasajero fue reconocido como Nick Naydev quien publicó en su cuenta de Instagram el video de su hazaña, en el corto se le ve a bordo del balcón del barco Symphony of the Seas y luego realizando el salto mientras el crucero estaba parado en Nassau, Bahamas.

El joven, originario del estado de Washington, aparece junto a un grupo de amigos, los cuales lo alentaban a hacerlo mientras reían, según la compañía, ellos también quedaron vetados de la línea con sede en Miami, Florida.

"Este fue un comportamiento estúpido e imprudente y se les ha prohibido a él y sus compañeros volver a navegar con nosotros", dijo este jueves el portavoz de Royal Caribbean International, Owen Torres, quien agregó que la firma analiza entablar acciones legales.

View this post on Instagram

Full send

A post shared by Nick Naydev (@naydev91) on

En el video no mostraba a Naydev al momento de llegar al agua, pero se sabe que sobrevivió a la caída, como lo comentó en su red social, al último momento juntó sus piernas y brazos, pero quedó adolorido durante tres días.

Los seguidores de este joven aplaudieron el acto "¡Amén! ¡Exactamente! ¡Orgulloso de ti por no pensar que tenía razón! ¡Orgulloso de ti!" es uno de los comentarios que tenía el video el cual lleva más de 147.000 vistas.

Historia de una muerte en crucero

Esta publicación apareció la semana pasada, justo el día en que se dio a conocer que el adolescente Laurent Mercer, de 16 años, falleció al caer del balcón de un camarote del crucero Harmony of the Seas, de la misma compañía, según la Oficina Forense del condado de Broward.

Según los informes, el joven había perdido la tarjeta de su camarote e intentaba acceder a él desde el balcón de otro adyacente, el pasado 11 de enero cuando se precipitó sobre el puerto haitiano de Labadee, donde la compañía posee un resort privado.

El joven de nacionalidad francesa, se encontraba de vacaciones con su familia y fue atendido por personal médico del barco, que nada pudo hacer para salvar al joven, que sufrió un "traumatismo de cráneo importante", según un comunicado de la oficina forense.

Con información de EFE