Además, 49 de los 52 intentos de suicidios involucraron a adolescentes y tres de éstos intentaron suicidarse varias veces
Además, 49 de los 52 intentos de suicidios involucraron a adolescentes y tres de éstos intentaron suicidarse varias veces

Durante el último año aumentó "perturbadoramente" el número de casos de niños al cuidado del estado en Nebraska que han sido abusados sexualmente, que mostraron tendencias suicidas o fueron víctimas de "incidentes críticos", informó Julie Rogers, inspectora general de Bienestar Infantil en ese estado.

"Un importante tema que desafía el bienestar infantil y el sistema de justicia juvenil son los intentos de suicidio y las conductas suicidas en general", puntualizó Rogers al presentar un reporte con datos que van desde julio de 2017 a junio de este año.

En ese período, se registraron dos suicidios y 52 intentos de suicidio entre niños y jóvenes al cuidado del estado, comparados con un suicidio y 45 intentos del año anterior y con dos suicidios y 21 intentos hace dos años.

Según el informe, la Oficina del Inspector General (dependiente de la legislatura estatal) investigó por otro lado, durante el último año, 45 casos de abuso sexual a menores viviendo en hogares o centros operados por el estado o con familias de cuidado temporal seleccionadas por una agencia estatal.

Como comparación, el año anterior se habían investigado 29 casos similares. Este año, dice el reporte, en siete oportunidades los menores fueron los atacantes
Como comparación, el año anterior se habían investigado 29 casos similares. Este año, dice el reporte, en siete oportunidades los menores fueron los atacantes

También este año hubo 47 de esos incidentes en un centro juvenil de la localidad de Kearney, incluyendo 19 fugas y 14 asaltos, lo que duplicó el número del año anterior, aunque muy por debajo del máximo histórico de 117 hechos violentos en ese centro ocurridos en 2015.

La inspectora general expresó que la difusión de esos datos no debe entenderse como un pedido de "esforzarnos para controlar lo incontrolable, prepararnos para lo imprevisible o elevar nuestro desempeño a un nivel de perfección".

Se trata, de “responder a un desafío, crear condiciones que efectivamente generen cambios y multiplicar las oportunidades para mejorar”.

Rogers reconoció que esa tarea resultará difícil porque "el abuso infantil es un problema nacional" y porque aún no se ha logrado el nivel de cooperación necesario con la legislatura, el gobierno y el poder judicial de Nebraska para resolver el problema.

Con información de EFE

MÁS SOBRE ESTE TEMA: