Brasil comparte el Grupo E con Serbia, Costa Rica e Suiza (Reuters)
Brasil comparte el Grupo E con Serbia, Costa Rica e Suiza (Reuters)

Brasil es uno de los candidatos a ganar el Mundial de Rusia 2018 los aficionados de su país lo saben, por eso no quieren perderse ninguno de los partidos del seleccionado durante el certamen.

El problema es que los partidos se jugarán durante la jornada laborale y por eso los trabajadores y las empresas se encuentran en una disyuntiva: ¿ver los partidos o cumplir con su deber?

Brasil venció 2-0 a Croacia en un amistoso este domingo (Reuters)
Brasil venció 2-0 a Croacia en un amistoso este domingo (Reuters)

En este marco, el Ministerio de Planificación emitió un comunicado a través del cual informó que los funcionarios del gobiernos trabajarán media jornada los días que juegue Brasil, para que puedan ver los encuentros en sus casas y con sus seres queridos.

"En los días en que los partidos sean por la mañana, los funcionarios públicos empezarán a trabajar a las 14h. Cuando los partidos de la selección sean por la tarde, el periodo de trabajo concluirá a las 13h".

Sin embargo, las horas no trabajadas deberán recuperarse antes del 31 de octubre. Los bancos han tomado la misma decisión.

Brasil buscará revancha tras el 7-0 ante Alemania en 2014
Brasil buscará revancha tras el 7-0 ante Alemania en 2014

Algo similar ocurrió durante el Mundial de 2014 en el que Brasil fue sede. En aquel entonces, los días que jugaba el combinado nacional eran feriado y cuando había partidos en una sede, esa ciudad trabajaba media jornada.

Por otra parte, las empresas privadas tendrán la opción de decidir qué hacer y no sería extraño que declaren asueto los días de los encuentros del combinado conducido por Tite.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: