Confusión y polémica en la final de la Libertadores: la imperceptible mano en el empate de Flamengo que desató la furia de Palmeiras

Giorgian de Arrascaeta controló la pelota y le dio un pase preciso a Gabigol para el empate, pero la defensa de Palmeiras se enfureció porque consideró que fue previa mano del uruguayo

* La imperceptible mano en la previa al empate de Flamengo

Apenas Gabriel Barbosa sacó un potente remate que venció la resistencia de Weverton, Gustavo Gómez salió corriendo completamente enfurecido para reclamarle al árbitro Néstor Pitana una mano en la jugada previa al empate de Flamengo ante Palmeiras en la final de la Copa Libertadores.

El Verdao gozaba de la ventaja en el marcador desde los 5 minutos del juego gracias a un tanto de Raphael Veiga luego de una gran jugada colectiva. Los de Abel Ferreira defendían el título hasta que Gabigol apareció a los 72 minutos para nivelar las cosas tras una impecable pared con Giorgian de Arrascaeta.

Sin embargo, la celebración se demoró algunos segundos mientras el juez argentino dialogaba con sus asistentes en el VAR, que estuvo a cargo del chileno Julio Bascuñán, quien a su vez estuvo secundado en la cabina por el argentino Germán Delfino. Pitana evaluó, corroboró con la herramienta tecnológica y finalmente decretó el empate.

¿Cuál fue el reclamo? de Arrascaeta tocó la pelota con la mano de manera casi imperceptible cuando la controló en la puerta del área en el pase previo a Barbosa. No se debía sancionar falta por ese toque involuntario y por eso la determinación de Pitana y el VAR fue acertada más allá de las airadas protestas.

* El gol que anotó Gabriel Barbosa en la final de la Copa Libertadores

Previamente, se pitaba la mano incluso si se tocaba la pelota de manera accidental. Pero actualmente la Regla 12 de la IFAB indica que “no todos los contactos del balón con la mano o el brazo constituyen infracción” y aclara que se considerará infracción si toca “el balón de manera voluntaria con la mano o el brazo, por ejemplo, haciendo un movimiento en dirección al balón”.

Además, también se pitará el foul en la siguiente acción: “Toque el balón con la mano o el brazo cuando la mano o el brazo se posicionen de manera antinatural y consigan que el cuerpo ocupe más espacio. Se considerará que un jugador ha conseguido que su cuerpo ocupe más espacio de manera antinatural cuando la posición de su mano o brazo no sea consecuencia del movimiento de su cuerpo en esa acción concreta o no se pueda justificar por dicho movimiento”.

De todos modos, la alegría finalmente fue para Palmeiras que debió batallar en el tiempo suplementario para volver a pasar al frente del marcador. Deyverson anotó a los cinco minutos de la primera parte de la prórroga y luego el equipo soportó la diferencia para alzar la Copa Libertadores.

SEGUIR LEYENDO: