El 20 de octubre de 1976, a 10 días de cumplir 16 años, Diego Maradona, el joven Pelusa, debutó en la Primera División del fútbol argentino. Lo hizo con la casaca de Argentinos Juniors, frente a Talleres de Córdoba. Como ofrenda de su talento, dibujó un túnel entre las piernas de juan Cabrera, futbolista rival. "Ese día toqué el cielo con las manos", dijo el Diez. A partir de allí, construyó su leyenda.

Hoy entrenador de Dorados de Sinaloa, Maradona tiene en cuenta a los Pelusa que posee en las divisiones formativas, abriga sus ilusiones como hicieron con él cuando era una promesa. El entrenador, que celebró el último viernes el regreso a la victoria del equipo (1-0 frente a Correcaminos), sigue de cerca a varios jóvenes que lo cautivaron en los entrenamientos. Además, recibió muy buenos comentarios de sus condiciones. Y ya les da rodaje. Son sus "pollos" y está entusiasmado con ser parte de su desarrollo y crecimiento como profesionales.

El arquerito, citado al Sub 20, ya acumula tres partidos en Dorados
El arquerito, citado al Sub 20, ya acumula tres partidos en Dorados

Uno es el arquero Luis López, apodado Pupe, citado al seleccionado sub 20 de México. De 19 años, 1.81 metro e interesante juego con los pies, fue el arquero que eligió Maradona, por ejemplo, en el último duelo por Copa de México frente a Zacatepec (el 31 de enero; cayó 1-0). Acumula tres encuentros en la valla.

El otro es el mediocampista Eduardo Armenta, al que el director técnico citó para el duelo de esta noche, también frente a Zacatepec, por la Copa de México. Elegante y con llegada al gol, de 17 años y 1,71 metro de altura, viene destacándose en la tercera división. Maradona olfatea talento y quiere ir dándole espacio de a poco.

El joven mediocampista, de 17 años, que citó Maradona para el duelo ante Zacatepec
El joven mediocampista, de 17 años, que citó Maradona para el duelo ante Zacatepec

Hace 10 días, en la concentración de Dorados, Maradona recibió la visita del cuerpo técnico que acompaña a Gerardo Martino en la selección de México. Allí, Norberto Scoponi y Sergio Giovagnoli mantuvieron una charla de más de una hora con el astro, en la que intercambiaron conceptos futboleros. Los asistentes del Tata le transmitieron muy buenas impresiones de varios de los juveniles de Dorados. Dos de ellos son hoy los "pollos" del Diez, que ya los venía siguiendo. Maradona quiere escudarlos hacia el estrellato, como hicieron con él allá por 1976.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: