“Colombia es una dictadura disfrazada de democracia”: Gustavo Bolívar lanza duras críticas al Gobierno en entrevista con diario francés

El senador, definido por el medio como el “número dos” de la Colombia Humana, dio un balance de las jornadas del paro nacional y aseguró que la protesta se realiza en contra del expresidente Álvaro Uribe y su legado político.

El senador Gustavo Bolívar, aliado político de Gustavo Petro, le dijo al medio francés Le Parisien que en Colombia rige una dictadura. Foto: Colprensa
El senador Gustavo Bolívar, aliado político de Gustavo Petro, le dijo al medio francés Le Parisien que en Colombia rige una dictadura. Foto: Colprensa

Gustavo Bolívar, senador de la Colombia Humana, se ha convertido de forma rápida en un referente de la oposición colombiana frente a la comunidad internacional. Esta vez, el también escritor fue una de las fuentes de información del diario francés Le Parisien frente al paro nacional que inició el pasado 28 de abril y que viene evidenciando abusos a los derechos humanos.

El periodista Guylaine Roujol Perez afirmó que las imágenes de Colombia muestran “un país en caos”. Frente al tema, el senador afirma que el país es dominado por élites desde la conquista, sin tener en cuenta a los grupos étnicos y campesinos. “Cuando Iván Duque fue electo, los grandes intereses económicos financiaron la campaña de la mitad de los congresistas, lo que les permite aprobar leyes que los favorezcan, reformas tributarias, exenciones tributarias... En 2019, la Ley de Finanzas bajó los impuestos a los ricos, supuestamente con el pretexto de crear puestos de trabajo. Le costó al país 20,5 billones de pesos”, expresó el legislador al medio, con referencia a las exenciones de la pasada reforma tributaria.

Además, afirmó que la actual reforma tributaria se realizó “a espaldas de la clase media y de los más pobres, incluidos los impuestos a la alimentación, en un país donde el 45% de los habitantes son pobres”. A pesar de que la reforma tributaria se retiró por la presión en las calles, Bolívar afirma que la protesta sigue porque se trata de una manifestación “poliforme” de varios sindicatos. “La solución sería reunir a todas las organizaciones sociales en torno a una mesa. Y lo que hace el gobierno es llamar a sus amigos de derecha, a otros del centro”, aseveró.

Y no fue el único comentario que infiere una crítica al centro. Ante la pregunta que cuestionaba si Iván Duque había tenido en cuenta a la oposición en su llamado al diálogo, el senador respondió: “Ni la oposición ni la gente que salió a la calle. Solo la oposición blanda, de los que tienen un pie en el establecimiento”, señaló.

Incluso, citando cifras de la ONG Temblores de 26 heridos en ojos, denunció un mal uso de las armas por parte del Esmad. “Esta fuerza especial antidisturbios apunta a los ojos mientras que el derecho humanitario obliga a enviar el gas hacia arriba para evitar heridas irremediables. Mira este tweet de un joven que perdió un ojo y desde que la clínica escribió: ‘Lamento informarle a Esmad que con mi ojo izquierdo veo un futuro mejor para mi país’”.

Además, frente a una petición de renuncia del presidente desde los manifestantes, dice que la colectividad a la que pertenece prefiere que “termine su mandato y que en las próximas elecciones los colombianos elijan otro camino. En una situación de caos institucional, la vicepresidenta asumiría el poder, está aún más a la derecha que él y muy cercana al expresidente Uribe, en el origen de todo este descontento”, aseguró, sobre Marta Lucía Ramírez, quien fue ministra de Defensa durante el gobierno de Álvaro Uribe Vélez.

Sobre Uribe, Bolívar ilustró su actitud con sus polémicos trinos: ¡Tuiteó para pedir que se le permita a la policía disparar contra los manifestantes porque son terroristas! Si bien son jóvenes, los pobres, personas que quieren defender sus derechos. Vemos el resultado”.

Al hablar sobre las acusaciones hacia Uribe por presuntos nexos con el paramilitarismo colombiano, Bolívar señaló que, según él, las investigaciones contra el expresidente nunca prosperan. Hay muchas investigaciones... Pero se cierran, se alargan, los testigos mueren o desaparecen y no fue posible juzgarlo. Por eso se lanzó como senador, para seguir escapándose de la justicia. El presidente, el fiscal, el defensor del pueblo, los bancos, los medios de comunicación, el Ejército, la Policía, la mayor parte del Congreso… son sus amigos”, aseveró.

Incluso, afirmó que, por la monopolización, Colombia ve afectado su sistema pluralista. “Tiene todos los poderes en sus manos. Colombia es una dictadura disfrazada de democracia”.

Sobre si continúan las marchas, Bolívar no ve un cese hasta que no se inicie el diálogo con los marchantes. “Sí, porque el presidente permanece sordo a las solicitudes. Mientras no hable con los manifestantes, esto continuará. El costo será grande. Inflación, especulación...”, finalizó la entrevista con el medio francés.

SEGUIR LEYENDO: