Iván Duque repartió precios de la canasta familiar entre miembros del gabinete para que no piensen que los huevos cuestan $1.800

Por el revuelo mediático que causó la entrevista del ministro Alberto Carrasquilla, Iván Duque tomó medidas para que preguntas parecidas no encuentren desprevenidos a miembros del Gobierno nacional.

Por el revuelo mediático que causó la entrevista del ministro Alberto Carrasquilla en Semana, Iván Duque lo 'regañó' de manera particular. Foto: Reuters, Colprensa
Por el revuelo mediático que causó la entrevista del ministro Alberto Carrasquilla en Semana, Iván Duque lo 'regañó' de manera particular. Foto: Reuters, Colprensa

A pesar de que el gobierno de Iván Duque ha sido ampliamente criticado nacional e internacionalmente por varias de sus determinaciones, la reforma tributaria, justo al final de su mandato, parece ser la cúspide de señalamientos y rechazo. Y lo ha sido desde todos los frentes, con foco en su ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla.

Durante el paro nacional que inició el 28 de abril, una de las principales críticas en torno al Gobierno nacional se refiere a una entrevista que Carrasquilla le dio a Vicky Dávila en Semana. En dicho intercambio, el ministro aseguró que una docena de huevos costaba 1.800 pesos, lo cual está cerca de cuatro veces por debajo del precio real.

Frente a esto, según el mismo medio, Iván Duque tomó correctivos en el asunto para que a ningún miembro de su gabinete le vuelva a pasar un traspiés de este tipo. En el Palacio de Nariño, el mandatario comenzó a repartir listas con precios de la canasta familiar entre los funcionarios que tengan alguna responsabilidad frente a la política o comunicaciones de la reforma tributaria. “La idea es no dar papaya”, afirmó el medio semanal.

La entrevista que lo inició todo

En la entrevista con Vicky, al iniciar a hablar sobre la vida privada del ministro, Carrasquilla confesó que él mismo merca para su hogar; sin embargo, contrario a la percepción de algunos, no se considera austero cuando se trata de su propia chequera. Incluso, frente a su hábito, confesó que su madre lo tilda de “despilfarrador”.

Primero, el ministro dijo que en su casa hay “descentralización” porque él y su esposa se dividen las decisiones financieras. Por otro lado, cuando compra para su casa, dice no contrastar tanto los precios. “Comparo precios. No tanto como debería. Mi mamá, por ejemplo, me regaña mucho porque ella sí que es una compradora que compara precios. Para ella soy un despilfarrador innecesario”, recordó de su madre, a quien califica como “metódica” y la compara con Margaret Thatcher, exprimera ministra de Reino Unido.

Ante una pregunta de Dávila sobre el precio del huevo, Carrasquilla dijo que lo “corchan” cuando le preguntan sobre el precio de algunos elementos básicos de la canasta familiar.

“Quedo como un zapato. Digamos, en el tema de los huevos depende la calidad. 1.800 pesos la docena es lo que yo tengo en la cabeza. La libra de arroz depende de la calidad. No me corche”, le dijo a la directora del medio. Cabe resaltar que, la docena de huevos en un supermercado cuesta desde los 5.000 pesos hasta los 9.000 pesos, dependiendo del tamaño y la calidad.

La entrevista hizo que, incluso, un precandidato presidencial creara un movimiento entero alrededor del tema. Camilo Romero, de la Alianza Verde, permaneció en inmediaciones del Ministerio de Hacienda con el inflable de un huevo gigante, para manifestarse en contra de la criticada reforma tributaria que fue presentada por el Gobierno.

Llegamos con indignación a la esquina del Ministerio de Hacienda y la Presidencia de Colombia para decirle al presidente, Iván Duque, y al ministro Alberto Carrasquilla que tienen huevo. El país no aguanta más atropellos y por eso hoy levantamos esta voz de indignación, que es la de millones de ciudadanos. Es nuestro momento”, señaló el precandidato de la Alianza Verde.

De igual manera, Romero indicó que quería representar el hastío de la ciudadanía que tendrá que pagar IVA desde “los ladrillos hasta los celulares y computadores de bajo costo”.

SEGUIR LEYENDO: