La ONU y EEUU rechazaron el despido de un fiscal anticorrupción en Guatemala: “Hay una falta de compromiso con el Estado de derecho”

Juan Francisco Sandoval fue forzado a dejar su cargo y eso empujó a Washington a suspender la cooperación con el ministerio Público de ese país, mientras que Naciones Unidas advirtió que la situación amenaza la labor de los fiscales en el país

Ciudadanos participan en una manifestación ayer en Ciudad de Guatemala (Foto: EFE)
Ciudadanos participan en una manifestación ayer en Ciudad de Guatemala (Foto: EFE)

Estados Unidos y la ONU expresaron este martes su preocupación por la situación de los fiscales en Guatemala, después de la destitución y posterior salida al exilio del fiscal anticorrupción Juan Francisco Sandoval.

En el caso de Estados Unidos, después de la condena por parte de Washington del despido de Sandoval, el martes anunció que paralizará “temporalmente” la cooperación con el Ministerio Público de Guatemala.

La vocera adjunta del Departamento de Estado de Estados Unidos, Jalina Porter advirtió que el Gobierno estadounidense “ha perdido la confianza” en la jefa del Ministerio Público de Guatemala, Consuelo Porras, y en sus decisiones.

El destituido fiscal anticorrupción de Guatemala Juan Francisco Sandoval (Foto: EFE)
El destituido fiscal anticorrupción de Guatemala Juan Francisco Sandoval (Foto: EFE)

Sandoval, de 38 años, fue removido el viernes de su cargo por Porras, quien argumentó supuestos “abusos y frecuentes atropellos” a la institucionalidad por parte del ahora ex fiscal, y denunció que ella misma fue víctima de presuntos “vejámenes”.

La vocera estadounidense consideró que la decisión forma parte de un “patrón de comportamiento” e indica “una falta de compromiso con el Estado de derecho y los procesos judiciales y fiscales independientes”.

Según Porter, Estados Unidos dejó claro que la lucha contra la corrupción es “esencial” para “fortalecer el Estado de derecho, aumentar las oportunidades económicas, y abordar las causas fundamentales de la migración irregular” hacia su territorio.

La ONU, por su parte expresó este martes su preocupación por la situación de los fiscales en Guatemala.

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres (Foto: Reuters)
El secretario general de la ONU, Antonio Guterres (Foto: Reuters)

”La capacidad de los fiscales para llevar a cabo sus funciones sin intimidación o interferencias inapropiadas es un requisito esencial para dar respuesta y prevenir la corrupción y la impunidad”, señaló el vocero de Naciones Unidas Farhan Haq en una conferencia de prensa.

“Es de gran preocupación que desde que la Cicig se cerró, un creciente número de antiguos importantes fiscales han tenido que salir del país”, señaló Haq.

El vocero dijo que el secretario general de la ONU, António Guterres, llamó a las autoridades guatemaltecas a reforzar su trabajo en favor del Estado de derecho y a respetar y asegurar la seguridad de las personas que participan en el sistema de Justicia.

En la imagen, la fiscal general de Guatemala, Consuelo Porras (Foto: EFE)
En la imagen, la fiscal general de Guatemala, Consuelo Porras (Foto: EFE)

Sandoval fue una pieza clave para la lucha anticorrupción en Guatemala que tuvo su gran auge entre 2014 y 2019 de la mano de la ex fiscal general (2014-2018) Thelma Aldana y también del director de la Cicig, el abogado colombiano Iván Velásquez.

Las pesquisas comandadas por Sandoval, Aldana y Velásquez destaparon docenas de casos de corrupción estatal, imputando a más de 200 personas entre ministros, funcionarios, empresarios y también a los expresidentes Otto Pérez Molina (2012-2015) y Álvaro Colom Caballeros (2008-2012).

(Con información de EFE y AFP)

Seguir leyendo: