El hijo de Jair Bolsonaro amenazó con restaurar un decreto de la etapa más dura de la dictadura “si la izquierda se radicaliza” en Brasil

El AI-5, implementado en el año 1968, cerró el Congreso y suspendió las garantías constitucionales, además de inaugurar una etapa de recrudecimiento de la represión y las torturas en el país

Eduardo Bolsonaro tras una reunión con el presidente Donald Trump en Washington (REUTERS/Yuri Gripas)
Eduardo Bolsonaro tras una reunión con el presidente Donald Trump en Washington (REUTERS/Yuri Gripas)

El diputado Eduardo Bolsonaro (PSL-SP), hijo del presidente Jair Bolsonaro, dijo e jueves que si la izquierda brasileña se “radicaliza” la respuesta podría ser "un nuevo AI-5”, en relación a la Ley Institucional Número 5, implementada por la dictadura militar en ese país en el año 1968, que inauguró el periodo más crudo del gobierno de facto.

La declaración fue hecha en una entrevista con la periodista Leda Nagle el lunes y publicada el jueves en su canal de YouTube, en la que el diputado asegura que “llegará un momento en que la situación será igual que a fines de la década de 1960 en Brasil, cuando (la izquierda) secuestró aviones, ejecutó y secuestró a las principales autoridades, cónsules, embajadores, ejecutó a policías y militares”.

¿Es todo culpa de Bolsonaro, te das cuenta? El fuego en el Amazonas, que ocurre siempre —he vivido allí en Rondônia, sé lo que es, siempre sucede en este momento de la temporada— es culpa de Bolsonaro. El derrame de petróleo en el noreste, culpa de Bolsonaro. Cuando eso pase, todo esté limpio, entonces vendrá algo más, cualquier cosa, y otra vez: será culpa de Bolsonaro", continuó.

“Alguna respuesta tendrá que haber”, dijo Bolsonaro, y agregó: “Lo que hace a un país fuerte no es un estado fuerte. Son individuos fuertes".

Decretado en el año 1968 por el presidente Artur da Costa e Silva, el AI-5 cerró el Congreso Nacional, cesó todos los mandatos, suspendió el derecho al ‘habeas corpus’ para crímenes políticos, entre otras medidas que suspendieron las garantías constitucionales. El decreto abrió las puertas, a su vez, a un recrudecimiento de la represión, entre ellos la tortura, detenciones y desapariciones de personas.

Las referencias de Eduardo Bolsonaro a la dictadura militar en Brasil son comunes. Hace apenas dos días, había amenazado, durante un discurso en la Cámara de Diputados, con una vuelta a la dictadura en caso de que en Brasil se produzcan protestas similares a las que se están produciendo en Chile contra las políticas neoliberales del gobierno de Sebastián Piñera.

El jueves por la tarde, después de convertirse en blanco de críticas por apelar al AI-5, Eduardo Bolsonaro volvió a insistir en referencias a la dictadura militar con una publicación en las redes sociales.

“Si estás del lado de la verdad, ¡NO TENGAS MIEDO!”, escribió el diputado en su cuenta de Facebook. El mensaje fue acompañado por un video del año 2016 en el que su padre, el entonces congresista Jair Bolsonaro, elogia al primer militar reconocido por la corte brasileña como torturador, el coronel Brilhante Ustra.

Bloque HTML de muestra

La declaración del congresista sobre el AI-5 rápidamente tuvo repercuciones y se convirtió en uno de los temas más comentados en Twitter. Políticos, partidos y entidades criticaron los dichos durante la entrevista. En un comunicado, el presidente nacional del PSDB, Bruno Araújo, dijo que “amenazar a la democracia está volviendo a Brasil a la oscuridad”. El partido Novo también condenó la declaración de Eduardo. “Los políticos deben defender la libertad de los ciudadanos, no las medidas autoritarias, como vimos durante el período militar”, comentó.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Jair Bolsonaro lamentó el triunfo de Alberto Fernández y anunció que no lo felicitará: “Argentina eligió mal”

Un testigo vinculó a Jair Bolsonaro con uno de los sospechosos de asesinar a Marielle Franco



MAS NOTICIAS