Un estudiante en una de las marchas en Nicaragua (AFP)
Un estudiante en una de las marchas en Nicaragua (AFP)

Los estudiantes nicaragüenses formaron este sábado una coalición para unificar propuestas y acciones que garanticen "la justicia y democracia", en el diálogo anunciado por el gobierno de Daniel Ortega para superar la crisis desencadenada por las violentas protestas, que dejaron 45 muertos.

"Hemos acordado formar una coalición de estudiantes universitarios y sociedad civil que pretende articular políticas sociales y culturales que garanticen la justicia y democracia" en Nicaragua, anunciaron los estudiantes en un comunicado leído por uno de sus representantes en rueda de prensa.

La coalición está conformada por la Alianza Universitaria Nicaragüense, el Movimiento Estudiantil 19 de abril y el Movimiento Universitario 19 de abril, a la que piden que se sumen otros movimientos sociales.

La coalición está conformada por la Alianza Universitaria Nicaragüense, el Movimiento Estudiantil 19 de abril y el Movimiento Universitario 19 de abril (AFP)
La coalición está conformada por la Alianza Universitaria Nicaragüense, el Movimiento Estudiantil 19 de abril y el Movimiento Universitario 19 de abril (AFP)

"Invitamos a todos los espacios, organizaciones y grupos autoconvocados de jóvenes organizados a sumarse a esta coalición. Es momento de luchar con todas nuestras fuerzas", afirmaron los jóvenes, sin revelar sus nombres.

El presidente Ortega manifestó hace dos semanas la disposición de realizar un diálogo nacional para buscar una salida a la crisis política y social que vive el país desde que iniciaron las manifestaciones antigubernamentales el pasado 18 de abril.

Las protestas estallaron a raíz de una reforma al sistema de pensiones que aumentaba las contribuciones y reducía las jubilaciones, y que desencadenó un descontento nacional por la violencia con la que la policía y las fuerzas de choque reprimieron a los manifestantes.

Miles de personas marcharon en contra del régimen de Daniel Ortega durante varios días (AFP)
Miles de personas marcharon en contra del régimen de Daniel Ortega durante varios días (AFP)

Los estudiantes, que han encabezado las protestas, exigen que el presidente Ortega y su esposa, la vicepresidente Rosario Murillo, estén presentes en el diálogo que será mediado por la Conferencia Episcopal y para el que aún no se ha fijado la fecha.

En su declaración, la recién formada coalición reiteró su rechazo a la decisión del parlamento, controlado por el oficialismo, de integrar una Comisión de la Verdad para investigar las muertes ocurridas en las protestas.

"La Asamblea Nacional, presidida por (el presidente del parlamento) Gustavo Porras, leal al régimen Ortega-Murillo, queda deslegitimada para conformar cualquier proceso de investigación que busque esclarecer crímenes de lesa humanidad cometidos en los últimos 18 días", señalaron.

En su declaración, la recién formada coalición reiteró su rechazo a la decisión del parlamento, controlado por el oficialismo, de integrar una Comisión de la Verdad para investigar las muertes ocurridas en las protestas
En su declaración, la recién formada coalición reiteró su rechazo a la decisión del parlamento, controlado por el oficialismo, de integrar una Comisión de la Verdad para investigar las muertes ocurridas en las protestas

Los estudiantes dieron al gobierno un plazo de cuatro días para que invite a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y a los relatores de derechos humanos de la ONU a formar parte de la Comisión de la Verdad.

Demandan, además, "el cese de la intimidación, represión y persecución" del gobierno contra las personas que han apoyado o participado en las protestas, que dejaron 45 muertos, unos 400 heridos y 350 detenciones.

El gobierno de Nicaragua rechazó el pasado martes un pedido de la CIDH para visitar el país y le sugirió "aguardar el avance de los procesos internos".

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: