Argentina, vasta y profunda: los destinos naturales más impactantes para conocer en 2021

De norte a sur y de este a oeste, este país derrocha belleza y riqueza en sus paisajes, geografía y cultura. Un recorrido único por los lugares que convierten a la Argentina en un destino para explorar a fondo

Rica, bella, fértil y amistosa: así es la Argentina, el país más austral del mundo que en todas sus regiones ostenta maravillas naturales que sorprenden al mundo entero
Rica, bella, fértil y amistosa: así es la Argentina, el país más austral del mundo que en todas sus regiones ostenta maravillas naturales que sorprenden al mundo entero

Montaña o llano, agua dulce o salada, clima tropical o templado, selva o desierto. Cultura europea o precolombina y su maridaje perfecto. Tierra de contrastes. Del folclore y del rock. Del asado y los manjares del mar. Del fútbol o del polo. Del vino, del tango y del dulce de leche. De los amigos, de los saludos afectuosos y apretados. De asados religiosamente preparados cada domingo, alrededor de una mesa que siempre tiene lugar para uno más. Rica, bella, fértil y amistosa: así es la Argentina, el país más austral del mundo. Cuna de próceres, premios Nobel, artistas y científicos que llevaron bien arriba la bandera argentina, esa que lleva los colores del cielo.

Generosa, vasta y profunda, se la puede dividir en seis regiones. La del Norte está conformada por las provincias del Noroeste Jujuy, Salta, La Rioja, Catamarca, Santiago del Estero y Tucumán. En este territorio la geografía presenta notables contrastes y una sublime belleza paisajística que enamora a cualquiera. La aridez de la Puna; la exuberante selva de las Yungas; las planicies santiagueñas casi a nivel del mar; y los más de 6.800 metros de la Cordillera de los Andes. Es allí donde la tierra muestra sus capas geológicas en Talampaya, poniendo al descubierto secretos milenarios, y donde cada paisaje enmarca antiguas ruinas, fortalezas del período incaico, capillas coloniales, catedrales y basílicas.

Los colores de la Quebrada de Humahuaca, los Valles Calchaquíes, los salares, las termas, son solo algunas de las maravillas que dejan sin aliento a los visitantes que tienen la suerte de poder apreciarlas y disfrutarlas. Imponentes cerros, cielos diáfanos, el aire más puro que se pueda respirar y estrellas que brillan más cerca de la tierra, y que se disfrutan al compás de una zamba, una baguala, mientras se saborea una empanada de carne, o un tamal, junto a un excelente vino de altura.

La Quebrada de Humahuaca, paisaje cultural del mundo, es el circuito más turístico de Jujuy y uno de los más populares de Argentina. Historia y cultura nativa, arquitectura, paisajes memorables y pequeños pueblos mágicos se aprecian a lo largo de 155 kilómetros por la Ruta Nacional 9. Tilcara sobresale como uno de los rincones más famosos y bellos, con excelentes propuestas hoteleras y gastronómicas. Aquí, se puede visitar el Pucará, uno de los sitios arqueológicos más importantes de Argentina. Otros pueblos, como Huacalera -en el ingreso al pueblo hay un monolito que recuerda el paso del Trópico de Capricornio- o Maimará, con su Paleta del Pintor (impactante montaña colorida), dan vida a un paseo lleno de fantasía.

En 2003, la Quebrada fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en la categoría de Paisaje Cultural. Purmamarca es otro pueblito andino de callecitas angostas y tranquilas, que conserva sus casas de adobe integradas en armonía con el entorno natural. Una postal única, enmarcada por el famoso cerro de los Siete Colores de fondo. Entre los puntos de referencia urbanos, se puede visitar la Iglesia Santa Rosa de Lima (erigida desde 1648) frente a la Plaza Central y el diminuto y encantador Cabildo. Todas auténticas reliquias construidas en la época colonial.

Cafayate es otro destino imponente en el corazón de los Valles Calchaquíes, tierra donde se producen y estacionan los mejores vinos de altura. Por aquí pasa la ruta del vino más alta del mundo donde se cosecha la cepa Torrontés, su máximo emblema. Se fundó en 1840 en la unión de los valles Santamaría y Calchaquí con la quebrada del río de las Conchas. El cinturón de viñedos, y sus casas bajas de estilo colonial y barroco de finales del siglo XIX; la iglesia parroquial que aún conserva una imagen de la Virgen del Rosario de 1740; y el edificio municipal son algunos de los sitios que le dan ese singular estilo.

Además de las extraordinarias Cataratas del Iguazú, consideradas una de las Siete Maravillas del planeta, el Litoral tiene mucho que ofrecer

En el noreste argentino se conforma la región del Litoral que abarca seis provincias: Misiones, Corrientes, Chaco, Formosa, Entre Ríos y Santa Fe. Además de su atractivo turístico, esta región es de suma importancia para el planeta y el desarrollo del ecosistema. Misiones es escenario de selvas tropicales, tierras rojas y fabulosos saltos de agua que integran el Parque Nacional Iguazú. Su riqueza y valor excepcional hacen de este sitio un recurso natural valorado como Patrimonio Mundial por la Unesco. Además de las extraordinarias Cataratas del Iguazú, consideradas una de las Siete Maravillas del planeta, en esta provincia confluye otro valuarte mundial: las Ruinas Jesuítico-Guaraníes, Patrimonio Histórico Cultural de la Humanidad.

Corrientes, sorprende con el segundo humedal más importante de Sudamérica y con una inmensa biodiversidad de su flora y fauna. Sigue en la lista Chaco y su Impenetrable, Parque Nacional de referencia ecoturística a nivel internacional. Formosa es famosa por sus extensos ríos, esteros, cañadas y selvas. El Bañado La Estrella es uno de los sitios ideales para contemplar su diversidad de aves y fauna exótica. Entre Ríos sorprende con sus complejos termales, balnearios y playas de importantes ríos como el Paraná y Uruguay. Así como diversas propuestas ecoturísticas en el Parque Nacional El Palmar. Santa Fe enamora por sus atractivos urbanos como el turismo activo en la rivera del río Paraná. Además, sus vastos campos y estancias son ideales para el turismo rural y conocer la Ruta de la Leche.

En Mendoza, la misma Cordillera invita a hacer la Ruta Sanmartiniana y cabalgar el cruce de los Andes en Mendoza y en San Juan
En Mendoza, la misma Cordillera invita a hacer la Ruta Sanmartiniana y cabalgar el cruce de los Andes en Mendoza y en San Juan

La Región de Cuyo, ubicada sobre la Cordillera de los Andes, se extiende hasta el sur de las sierras pampeanas, y abarca las provincias de Mendoza, San Juan y San Luis. En su cordón montañoso se destaca el Aconcagua (6.959 m.s.n.m.), gran atractivo para valientes en búsqueda de alcanzar la cumbre más alta de América. Mendoza ofrece las mejores pistas de nieve de la región. Y, además, la misma Cordillera invita a hacer la Ruta Sanmartiniana y cabalgar el cruce de los Andes en Mendoza y en San Juan.

La otra ruta destacada es la del vino. Por estos lares se concentra la mayor producción de vinos del país y variedad de cepas (Malbec, Chardonnay, Sauvignon Blanc, Chenin y Riesling, Bonarda, Merlot, Cabernet Sauvignon, Pinot y Syrah). Y es posible elegir entre una diversidad de bodegas, desde pequeñas cavas al pie de la Cordillera, bodegas artesanales, bodegas boutique hasta las industriales.

Cuyo representa un gran atractivo para el turismo científico y paleontológico. Entre sus puntos más destacados en San Juan se encuentra el Parque Nacional El Leoncito y el Parque Provincial Ischigualasto, este último incluido dentro del Patrimonio Mundial (UNESCO). Y en San Luis, el Parque Nacional Sierra de las Quijadas, otro imperdible de la región.

Los campos de la Pampa argentina, una postal típica de este país
Los campos de la Pampa argentina, una postal típica de este país

Ya en el centro del país, Córdoba es una de las provincias más desarrolladas y con mayor población después de Buenos Aires. Su capital tiene una intensa vida comercial, cultural y universitaria, que la convierten en punto de destacados encuentros, congresos todo el año. Su principal centro turístico es Villa Carlos Paz, al pie del Lago San Roque. Traslasierra y los Valles de Punilla y Calamuchita, entre otras regiones cordobesas, permiten vivir de cerca sus arroyos y ríos en un clima de paz absoluta. Entre sus imperdibles gastronómicas están el cabrito cordobés, los quesos y embutidos de Colonia Caroya. En el Valle de Calamuchita, las especialidades de la cocina centroeuropea se aprecian junto a las cervezas artesanales que se producen en Villa General Belgrano. También es conocida por su importante legado cultural de sitios como estancias, iglesias y museos, muchos de los cuales integran la Manzana y Estancias Jesuíticas de Córdoba, declaradas Patrimonio Cultural Mundial por la UNESCO.

Buenos Aires es vecina de una de las capitales más grandes y cosmopolitas de Sudamérica: la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Pero en cuanto a naturaleza se refiere, la Costa Atlántica es su mayor atractivo, con más de 1.200 kilómetros de playa. Sus costas bañan la bella Mar del Plata, ciudad cabecera de todos los balnearios del país. Necochea, Monte Hermoso, Villa Gesell y Miramar son algunas de las opciones más familiares. Y otras, como Pinamar y Cariló, son opciones más modernas y exclusivas.

Ya en el sur del país, se erige majestuosa la Patagonia. Dueña de los más bellos escenarios naturales, está conformada por las provincias de La Pampa, Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur. Algunas de sus bellezas paisajísticas conforman sitios del Patrimonio Mundial (UNESCO): el Parque Nacional Los Glaciares, La Cueva de las Manos, el Parque Nacional Los Alerces y Península Valdés.

El cordón de la Cordillera de los Andes se impone de norte a sur como uno de sus límites naturales y abre escenarios impactantes. Cumbres de volcanes con géiseres y aguas termales; montañas de donde descienden enormes glaciares, lagos y ríos. Sus encantadores valles y aldeas de montaña rodeadas de bosques autóctonos milenarios, son lugares perfectos para descansar y vacacionar.

San Martín de los Andes, dueña de una belleza y armonía sin igual, es una de sus ciudades sacadas de cuento. Al pie del Lago Lácar se puede disfrutar de un chocolate caliente en el centro de la ciudad, o un té desde las alturas, con la ciudad de fondo. Lagos, vistas panorámicas, nieve, gastronomía típica son algunas de las credenciales de la increíble Patagonia. Para los amantes del esquí y deportes de nieve, hay opciones para todos los gustos. Aquí se aprecia también el volcán Lanín, ícono turístico de la provincia de Neuquén y del oeste patagónico.

La Patagonia también sorprende por su biodiversidad y su fauna silvestre que incluye desde maras, ñandúes, el ciervo colorado hasta el cóndor que sobrevuela desde los andes a las sierras junto al mar. Y su gastronomía merece una mención especial. Sus platos a base del cordero patagónico, o de carnes típicas como el ciervo, chivo, truchas se maridan a la perfección con vinos de origen patagónico. Y para los más golosos, los chocolates y dulces regionales son manjares que no pueden dejar de probarse.

Fotos: INPROTUR

SEGUÍ LEYENDO:

Últimas Noticias

MAS NOTICIAS