Jowell y Randy, uno de los dúos clásicos del género urbano, estuvieron en los Premios Billboard Latinos 2018, nominados a mejor dúo latino del año. Conversamos con los artistas que son pilares en la historia del reggaeton y que abrieron las puertas a una gran cantidad de talentos jóvenes de distintos países de Latinoamérica, entre ellos a J Balvin, a quién contactaron en 2005, cuando el colombiano apenas empezaba su carrera.

El dúo puertorriqueño habló de la evolución del género y de su capacidad para vislumbrar lo que está pasando en la actualidad con lo que ellos aseguran "es el nuevo pop". Conocedores a fondo de las dificultades por las que pasa un artista de un género nuevo, resaltan la importancia del trabajo en equipo, de la reinvención personal y del cariño de su público, para ascender en un mundo lleno de obstáculos.

—Ustedes que son los pilares del reggaeton, ¿pueden decirnos cómo ha evolucionado este género en los últimos años?

Jowell: —Ha evolucionado exactamente como nosotros nos imaginamos que iba a evolucionar. Jowell y Randy desde hace más de 10 años estamos buscando talento en Latinoamérica cuando en el género del reggaeton a nadie se le ocurría eso. Nosotros fuimos los primeros en hacer colaboraciones con colombianos, los primeros en hacer colaboraciones con dominicanos. con hondureños, con panameños, con todos los países de Latinoamérica porque nosotros sabíamos que esto iba a pasar. Hoy tenemos un género muy rico, con mucha diversidad, que tiene dentro del reggaeton la música romántica, la música para el bailoteo, para el desamor, para el marianteo, para la calle. La gente sigue aceptando la música que vamos sacando nueva porque hemos sabido predecir el futuro. Aquí estamos con mucho cariño y humildemente trayéndoles nuestra música, lo mejor que sabemos hacer.

@jowellyrandy #LatinBillboards2018 #LasVegas 🇺🇸

A post shared by #LatinBillboardNominee Jowell (@jowellgram) on

—El dúo estuvo cerca de separarse en sus inicios cuando después de intentar de muchas formas su carrera no agarraba vuelo. ¿Qué sintieron en ese momento cuando luchaban y las oportunidades no llegaban?

Randy: —Es mental. Depende de quién esté a tu alrededor, de si tienes equipo de trabajo. Nosotros siempre tuvimos un team de trabajo… También hubo desilusión y desenfoque. Nosotros estuvimos mucho tiempo en la parte undergound, no en la parte comercial y le apostábamos mucho al género underground, a pesar de todas las cosas que decían de nosotros, que somos rateros, que robábamos, que somos drogadictos o que somos todas esas cosas que decían del género urbano; y gente grande, gente poderosa que nosotros necesitábamos la ayuda de esas personas para subir. Fue un reto muy grande y ahora es satisfactorio por el nivel en que estamos ahora. Reestructuramos el grupo, nuestra música, nos reestructuramos nosotros personalmente. Ahora estamos presumiéndolo (risas). Y los del género pueden hacerlo porque estuvimos 30 años construyendo esto, fuimos parte, lo vivimos, vimos a los que estaban antes de nosotros y quisimos seguir su legado y he aquí lo que esta pasando ahora. Ya el trabajo sucio se hizo, ahora lo que está entrando todo es bonito, lindo, todos modelos. Los que quieran meterle al género, bienvenidos sean, pero siempre están los que están, los que 'inventaron la pendejada', como decimos nosotros. El cariño que tiene la gente no es comprado, ese es el verdadero cariño, y es es lo que significa para mí, esto no es el dinero, ni ser bonito, es lo que hemos construido y que somos parte de la construcción.

—¿Se ha quitado el reggaeton ese estigma del que hablaban, o todavía existe ese estigma de dónde vienen los reggaetoneros y los traperos?

Jowell: —Hoy en día todo es muy fácil. Este es el nuevo pop, le guste a quien le guste, le duela a quien le duela, un saludo a Aleks Syntek. Hace un rato le decía a Reykon, un compañero de Colombia: "Ustedes tienen suerte porque ustedes nacieron en una era en la que ustedes tienen un manual, que les dice por qué calle tienen que coger, que tienen que hacer, cuál programa de televisión tienen que hacer, todo está ya escrito; pero los cantazos para construir esa biblia los cogimos nosotros, los cogió la vieja escuela del reggaeton. A nosotros fue a los que nos arrestaron, se nos metió la policía en las tiendas, nos quitó la música, la prohibieron. El prejuicio, el racismo contra nosotros". Y Reykon me contesta: "Ustedes fueron los que fueron adelante con el machete haciendo el camino". Los que saben y reconocen eso la verdad que es un honor que puedan reconocerlo, que hubo algo muy fuerte que nos costó mucho sacrificio construir para lo que hoy en día es el nuevo pop mundial que es el reggaeton. Como dice Randy, ahora están los nenes bonitos, los modelitos cantando, pero el camino fue muy difícil para llegar allá arriba.

—Muchos chicos hoy no tienen como aspiración ser futbolistas, sino ser reggaetoneros, ¿qué le dirían ustedes a esos chicos hoy?

Jowell: —Es muy importante que crean en sí mismos, la seguridad personal es muy importante. Muchas veces cuando vamos a intentar presentar nuestra música vamos nerviosos y eso nos desacredita. Los que están empezando, siéntanse seguros de ustedes mismos, y crease la película usted para que los demás también se la crean. Randy y yo somos muy sinceros, y a veces pecamos por eso, pero hoy en día si no tienes un inversionista esa carrera no va para ningún lado, hoy en día tenemos que competir contra el dinero y aquí el que más dinero dé, llega más lejos. Lamentablemente ahora ya no es por el talento, ahora es el que sea más lindo, el que se haga más cirugías plásticas y el que tenga más dinero.

Por Nathalia Restrepo

SEGUÍ LEYENDO