El Gobierno busca descomprimir la tensión con Brasil para coordinar una nueva política comercial del Mercosur

El embajador argentino Daniel Scioli se reunió con el canciller brasileño Carlos França el fin de semana. Agustín Rossi, en tanto, cursó una invitación a su par de Defensa, general Walter Souza Braga Neto, para que visite el país el 29 de mayo, en la conmemoración del día del Ejército Argentino

El Secretario de Asuntos Estratégicos brasileño, Flavio Viana Rocha, el embajador Daniel Scioli y el canciller Carlos França, durante el encuentro en Brasilia.
El Secretario de Asuntos Estratégicos brasileño, Flavio Viana Rocha, el embajador Daniel Scioli y el canciller Carlos França, durante el encuentro en Brasilia.

En medio de las tensiones que se mantienen dentro del Mercosur por las diferencias de visión de los diferentes países del bloque sobre la flexibilización económica con otros mercados del mundo y las rebajas del Arancel Externo Común (AEC), el embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli, mantuvo una importante reunión con el nuevo canciller de ese país, Carlos França, y con el Secretario de Asuntos Estratégicos, Flavio Viana Rocha.

Luego del fuerte cruce entre el ministro de Economía, Martín Guzmán, con su par de Brasil por la apertura comercial del bloque regional, el gobierno argentino quiere lograr un punto de encuentro: Brasil y Uruguay coinciden en una apertura que el presidente Alberto Fernández sostiene que se debe seguir discutiendo.

El encuentro se realizó el sábado, en la residencia de Scioli en Brasilia. Allí también se discutió sobre el avance de diferentes proyectos bilaterales ya encaminados, como la integración energética a través del gasoducto Vaca Muerta-Porto Alegre, el derribo de las barreras sanitarias entre Argentina y Brasil (hoy ya inexistentes) y las obras de infraestructura e integración para la defensa.

En esta área hay otro gesto de Argentina para el gobierno de Jair Bolsonaro: el ministro de Defensa, Agustín Rossi, cursó una invitación a su par brasileño, el general Walter Souza Braga Neto, para que visite el país el próximo 29 de mayo, en el marco de la conmemoración del día del Ejército Argentino. Sobre el final del encuentro, hubo una comunicación telefónica en muy buenos términos entre França y el canciller argentino Felipe Solá, quien invitó al brasileño a una reunión en Buenos Aires para fines de este mes de mayo.

Viana Rocha, quien es considerado como la mano derecha de Bolsonaro, estuvo entre el 21 y el 23 de enero en Buenos Aires donde tuvo encuentros con el presidente Fernández y con varios de sus ministros también para el abordaje de la relación entre ambos países. El canciller Franca asumió en su cargo a principios de abril en reemplazo de Ernesto Araújo.

El brasileño Viana Rocha, rodeado por varios ministros argentinos como Gustavo Beliz y Martín Guzmán, cuando visitó Buenos Aires en enero.
El brasileño Viana Rocha, rodeado por varios ministros argentinos como Gustavo Beliz y Martín Guzmán, cuando visitó Buenos Aires en enero.

Luego, el pasado 26 de marzo, cuando se reunieron de manera virtual los presidentes de Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay, los cuatro miembros plenos del Mercosur, para celebrar los 30 años de su creación, resurgieron las diferencias, con un fuerte intercambio de opiniones entre Alberto Fernández y el mandatario uruguayo Luis Lacalle Pou. Diferencias de criterios que quedaron nuevamente expuestas en la cumbre de cancilleres de un mes después.

LA AGENDA DIPLOMÁTICA DE SCIOLI

Más allá de las reuniones con funcionarios de Brasil, el embajador argentino tiene previsto visitar en la ciudad de Santa Cruz la planta acerera de Ternium, del grupo Techint, una de las empresas insignia de la Argentina, donde se encontrará con su director ejecutivo para intensificar la presencia argentina de la producción de acero en Brasil. Además, mantendrá reuniones con las Asociaciones de Supermercadistas que importan productos argentinos para sus locales, y con autoridades de la Agencia Brasileño-Argentina de Cooperación y Control Nuclear (ABACC), que cumple 30 años en el mes de julio.

El martes, el embajador proseguirá su gira en la ciudad de San Pablo, donde almorzará con Paulo Skaf, presidente de la poderosa Federación de Industrias del Estado, con quien se encuentra armando un futuro encuentro empresario binacional, si las circunstancias sanitarias lo permiten. Allí también tendrá encuentros con los supermercadistas paulistas y firmará un acuerdo de rebaja de costos logísticos con la terminal importadora Libraport.

Finalmente, Scioli tiene previsto visitar en San Pablo a la empresa autopartista Gestamp, que tiene inversiones en Argentina donde realiza el estampado en caliente para la industria automotor. También mantendrá un encuentro en Coteminas, empresa textil con más de 5.000 empleados, que cuenta con importantes inversiones en la provincia argentina de Santiago del Estero.

Por otro lado, el gobernador de San Juan, Sergio Uñac, confirmó el pasado viernes que Brasil permitirá nuevamente la importación de uva en fresco, sin bromurar. De esta manera la provincia cuyana recuperará uno de los mercados más importantes para ese producto.

SEGUIR LEYENDO: