Evitar la parálisis de obras, mantener el control de los municipios como clave de motor electoral e impedir que haya proyectos comunales en marcha que se corten y dejen una frustración general en la sociedad. Bajo estas premisas bien definidas el Gobierno trabaja en estas horas con los intendentes de casi todo el país para evitar que el recorte del Fondo Sojero tenga un impacto directo en la obra pública.

Según pudo saber Infobae, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, y el de Interior, Rogelio Frigerio, están elaborando una propuesta concreta para los municipios a fin de establecer una suerte de fondo compensatorio o mecanismo de distribución con los intendentes para evitar que el impacto del recorte en el Fondo Sojero no se traslade a una parálisis de las obras en marcha.

"Hay intenciones claras de acordar con los municipios para mantener en pie la obra pública y no dejar un agujero en muchas comunas", dijo un funcionario de la Casa Rosada que trabaja en estas arduas negociaciones.

A la vez, en la reunión que el ministro del Interior mantuvo anoche en Posadas con el gobernador de Misiones, Hugo Passalacqua, se abordó el tema y al término del encuentro Frigerio aclaró la posición de la Casa Rosada: "Una parte de esos fondos (por los recortes de 26.000 millones del Fondo Sojero) se compensa con más coparticipación que viene de la reducción de los reintegros de las exportaciones a las grandes empresas y estamos viendo cómo compensar la otra parte con algún mecanismo para evitar que los municipios paren las obras".

El gobernador de Misiones Hugo Passalacqua y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio
El gobernador de Misiones Hugo Passalacqua y el ministro del Interior, Rogelio Frigerio

Desde que la semana pasada el Gobierno anunció el recorte del Fondo Sojero que proviene de la recaudación de las retenciones a la soja y que se distribuye entre provincias y municipios, estalló un fuerte malestar. Los gobernadores podrán recuperar parte de ello por los reintegros pero no así los municipios.

La eliminación del Fondo Sojero implicará de enero a diciembre de 2019 una poda de 26.500 millones de pesos. Pero por reintegros recuperan las provincias 14.500 millones. Así, son mas de 11.000 millones de impacto final de los cuales unos 8.000 millones de pesos eran para las obras que están en marcha en los municipios.

Salvo los municipios de las provincias de La Pampa y San Luis, que no suscribieron el pacto fiscal, o las de Jujuy y San Juan, que no reciben coparticipación por el Fondo Sojero, el resto de los intendentes del país están sujetos a las negociaciones que habrá para evitar el recorte de la obra pública.

Nicolás Dujovne
Nicolás Dujovne

Este jueves, Frigerio y Dujovne van a recibir a los 24 ministros de Economía provinciales, los secretarios de Hacienda y de Provincias y Muncipios. Allí estarán también, del lado del Ministerio del Interior, Rodrigo Pena y Alejandro Caldarelli, y el subsecretario de Relaciones con las Provincias, Paulino Caballero.

"Se trata de una negociación compleja. En el medio de un contexto económico difícil, el estallido judicial por cuadernos y la división en el peronismo, estamos tratando de alcanzar un acuerdo por el presupuesto que cumpla con la meta fiscal del 13% y que a la vez no se detenga la obra pública", añadió un funcionario de la Casa Rosada.

Se espera que las provincias y municipios vayan a presentar las contrapropuestas correspondientes para no ver afectado el curso de la obra pública. El gobierno nacional ya mostró predisposición de alcanzar un acuerdo con los intendentes pero revisará cada obra pública ya que algunas de las partidas giradas no fueron a parar a obra pública sino a cubrir gastos corrientes.

Todas estas negociaciones deben cerrarse en el curso de los próximos 10 días ya que se tiene que presentar desde el Poder Ejecutivo al Congreso el proyecto de ley de presupuesto 2019 que contempla la larga lista de recortes previstos para alcanzar el déficit de no más del 1,3% previsto por Macri.