La nueva propuesta del Gobierno sobre la jubilación activa: quienes la reciban deberían beneficiarse de los incentivos de la demorada

El Ejecutivo ya negocia para una remodelación de los porcentajes a cobrar en un modelo más gradual donde los incrementos se podrán hacer efectivos cada año

Guardar

Nuevo

Dos mujeres ancianas caminando por un parque (Gabriel Luengas / Europa Press)
Dos mujeres ancianas caminando por un parque (Gabriel Luengas / Europa Press)

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha planteado a los agentes sociales que quienes accedan a la jubilación activa, aquella que permite compatibilizar seguir trabajando con cobrar parte de la pensión, puedan beneficiarse también del incentivo de demora.

El Ministerio ha planteado a patronal y sindicatos en la reunión de la mesa sobre pensiones celebrada este lunes “un nuevo esquema más flexible de la jubilación activa” que mejoraba el porcentaje de la pensión a percibir, con respecto a su anterior propuesta.

En la actualidad, la jubilación activa permite trabajar y percibir el 50 % de la pensión desde el primer año de retiro y el 100% si se acredita tener contratado al menos un trabajador por cuenta ajena.

La anterior propuesta del Gobierno en la mesa de negociación recortaba el porcentaje de pensión a cobrar los dos primeros años (al 30 y al 40 %), lo igualaba en el tercer año y aumentaba para todos los trabajadores en el cuarto y quinto (75 y 100 %).

El Ministerio ha planteado “un nuevo marco legal de compatibilidad de trabajo y pensión con diferentes fórmulas para mejorar el tránsito del trabajo a la jubilación para que pueda ser más gradual y adaptado a las circunstancias de cada trabajador, algo extendido en los países de nuestro entorno”.

La propuesta planteada este lunes por el Gobierno también “elimina la incompatibilidad con el incentivo de demora”, es decir, que aquellos que decidan seguir trabajando y empezar a cobrar la pensión, podrán beneficiarse de un incremento del 4 % de la misma, una cuantía a tanto alzado o una combinación de ambas opciones.

Pero además Inclusión mejoraría ahora las condiciones de esa jubilación demorada, con la posibilidad de recibir “un incentivo por cada seis meses de demora a partir del segundo año”.

Avances en otras materias, pero no en la jubilación parcial

El Ministerio ha señalado que se han producido “grandes avances, con un acercamiento importante de posiciones en el procedimiento para establecer coeficientes reductores de la edad de jubilación para ocupaciones especialmente penosas o peligrosas”.

También en la implicación de las mutuas en las situaciones de incapacidad temporal y en las condiciones de acceso a la jubilación de los trabajadores fijos discontinuos, en tanto que también se han abordado las condiciones de jubilación parcial y contrato de relevo.

La secretaria confederal de UGT, Patricia Ruiz, ha considerado insuficiente la propuesta en materia de jubilación parcial y contrato relevo y ha confiado en que haya antes de agosto un texto que permita “poder contratar a la gente joven y poder jubilar a la gente que más lo necesita”. Los miembros de la mesa han quedado en volver a reunirse la semana que viene.

* Noticia elaborada con información de Agencia EFE

Jubilación antes de los 65 y sin recortes: así es la propuesta de Podemos para los que cotizaron más de 40 años.
Guardar

Nuevo