Italia registró un aumento en la cantidad de inmunizaciones luego de establecer la obligatoriedad de la vacuna

Este sábado se marcó el récord de 92.000 administraciones de primeras dosis a los mayores de 12 años, lo que lleva a un total de casi 120 millones de dosis administradas desde el comienzo de la campaña

Foto del martes de una persona recibiendo una vacuna de Moderna contra el coronavirus en Roma. 
Ene 5, 2022. REUTERS/Guglielmo Mangiapane
Foto del martes de una persona recibiendo una vacuna de Moderna contra el coronavirus en Roma. Ene 5, 2022. REUTERS/Guglielmo Mangiapane

Italia registró un fuerte aumento del suministro de las primeras dosis de la vacuna contra el coronavirus y se ha llegado a las 685.000 inoculaciones desde el pasado día 7 tras establecerse la obligatoriedad de vacunarse para los mayores de 50 años, informó el ministerio de Sanidad.

Este sábado, además, se marcó el récord de 92.000 administraciones de primeras dosis a los mayores de 12 años, mientras que habían sido 82.000 el 8 de enero, el día que la obligación de vacunarse para los mayores de 50 años aprobada por el Gobierno italiano entró en vigor y la media es de es de unas 76.000 diarias. En total se han administrado casi 120 millones de dosis desde el comienzo de la campaña y 49.095.966 de italianos mayores de 12 años han recibido una dosis o se han recuperado de la enfermedad, un 87 % y 46.867.461 italianos mayores de 12 años, un 86,68 % de la población, han completado el ciclo de vacunación y 26.626.304 han recibido la dosis de recuerdo.

Mientras, avanza con lentitud la campaña de vacunación en la franja de edad entre los 5 y los 11 años y un mes después de su apertura se han vacunado con una dosis el 22 por ciento, un total de 804.000 niños.

FOTO DE ARCHIVO: La gente espera para recibir una dosis de la vacuna contra el COVID-19 cerca de la estación principal de tren de Termini en Roma, Italia. 10 de enero de 2022. REUTERS/Guglielmo Mangiapane/Foto de archivo
FOTO DE ARCHIVO: La gente espera para recibir una dosis de la vacuna contra el COVID-19 cerca de la estación principal de tren de Termini en Roma, Italia. 10 de enero de 2022. REUTERS/Guglielmo Mangiapane/Foto de archivo

El viceministro italiano de Sanidad, Pierpaolo Sileri, advirtió hoy de que el coronavirus “no se ha convertido en una gripe común y que sus consecuencias para quienes no están inmunizados, aunque sean jóvenes y con buena salud, pueden ser muy graves”.

Por su parte, el coordinador de la Comité Científico Técnico constituido para la pandemia, Francesco Locatelli , explicó que aunque “estamos en una situación delicada” se observan evidencias de una clara desaceleración de la curva”.

AUMENTO DE LAS INTERNACIONES

La cifra de ocupación de las unidades de cuidados intensivos aumentó un 18 % en la última semana y, de los ingresados, el 67 % no están vacunados contra el coronavirus, informó la Federación Italiana de Sanidad y Hospitales (Fiaso).

(Gettyimages)
(Gettyimages)

Por contra, el 33 % de los ingresados se ha vacunado y la gran mayoría ya sufría alguna patología grave y hacía más de cuatro meses que había recibido el segundo pinchazo.

La Fiaso indicó que gran parte de los vacunados en los hospitales “no tiene síndromes graves o, a pesar de ser positivos de coronavirus, se encuentran ingresados por otras patologías”. En cuanto a los niños, a pesar de que sus ingresos se están frenando, el 42 % de los que acaban en cuidados intensivos tienen entre cero y seis meses.

El 76 % de los bebés tenían al menos a un padre no vacunado, lo que evidencia “la importancia de la vacunación de los progenitores para proteger a los menores”, según la federación italiana.

(con información de EFE)

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR