La bolsa de Londres, Reino Unido (Reuters)
La bolsa de Londres, Reino Unido (Reuters)

Wall Street aceleró las pérdidas en sus tres indicadores durante los últimos minutos de operaciones este jueves y cerró con una fuerte caída de casi 1.200 puntos en el Dow Jones de Industriales, que se situó por debajo de los 26.000 en el sexto día consecutivo en rojo por el temor al coronavirus y su repercusión en la economía global.

Según datos provisionales al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones recortó un 4,45 % o 1.198,71 puntos, hasta 25.758,88; mientras el selectivo S&P 500 descendió un 4,43 % o 138 puntos, hasta 2.978,39, y el índice compuesto del mercado Nasdaq, en el que cotizan las principales tecnológicas, bajó un notable 4,61 o 414,30, hasta 8.566,48 enteros.

Los tres indicadores de Wall Street registraron este jueves el mayor desplome de la semana y tras el último tramo frenético de la jornada han entrado en territorio de corrección, un concepto que los analistas describen como un valor 10 % inferior al de su último récord.

El miércoles los mercados europeos se habían estabilizado parcialmente (REUTERS/Andrea Comas)
El miércoles los mercados europeos se habían estabilizado parcialmente (REUTERS/Andrea Comas)

Las principales bolsas europeas también cerraron con caídas superiores al 3% ante los temores de propagación mundial del coronavirus. Londres cerró con caída del 3,5%, a 796.30 puntos, París cedió 3,32% a 5,495.60 puntos, Fráncfort un 3,19%, para situarse en 12,367.46 puntos.

Tras cinco días de pérdidas, el miércoles las bolsas europeas se habían estabilizado parcialmente, con subas del 0,09%, 0,35% y 1,44% en Francia, Reino Unido y Milán, respectivamente. Mientras que Alemania había cerrado con una leve baja del 0,12%.

Este jueves, sin embargo, las fuertes pérdidas retornaron a las plazas, en un contexto de incertidumbre ante el avance del coronavirus y corrida de los inversores a activos seguros como los bonos y el oro, que llegó a máximos de siete años.

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cerró con una caída del 3,37 %, situando el barril en 47,09 dólares por la rápida expansión del coronavirus de Wuhan (COVID-19), en una jornada que certifica que el crudo ha entrado en un mercado bajista como no ocurría desde enero de 2019.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros de WTI para entrega en abril restaron 1,64 dólares con respecto a la sesión del miércoles, dejando cada vez más lejos la psicológica barrera de los 50 dólares por barril.

Personas con barbijo en la ciudad japonesa de Chitose (REUTERS/Issei Kato)
Personas con barbijo en la ciudad japonesa de Chitose (REUTERS/Issei Kato)

En Asia hubo resultados dispares este jueves. El Nikkei 225 japonés cayó 2,13%, mientras que las bolsas chinas de Hang Seng y Shanghai subieron el 0,31% y el 0,11%.

El temor a la epidemia provocó la suspensión este miércoles del partido del torneo de Seis Naciones de rugby entre Irlanda e Italia, previsto el 7 de marzo.

Los Juegos Olímpicos de Tokio-2020 se mantendrán, afirmaron este miércoles los organizadores, mientras el gobierno japonés llama a anular o reducir los grandes eventos de masas de las próximas semanas por temor a la expansión del coronavirus.

Los Juegos Olímpicos empezarán el 24 de julio y finalizarán el 25 de agosto.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: