(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

Marcelo Ebrard, a cargo de la cancillería de México, y Alejandro Gertz,  fiscal general de la República, se reunieron este martes para analizar los pasos a seguir en materia jurídica y diplomática tras el tiroteo del 3 de agosto en El Paso, Estados Unidos, donde hubo 22 muertos, 8 de ellos mexicanos.

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) y la Fiscalía General de la República (FGR) informaron en un comunicado en conjunto que durante su reunión, Ebrard y Gertz coincidieron en que el ataque en el Walmart de El Paso se trató de "un acto equiparable al terrorismo en contra de ciudadanos mexicanos en el extranjero".

La SRE le proporcionó a la FGR "información relevante con la que cuenta hasta el momento para la carpeta de investigación" que está integrando esta última instancia, y de esta manera el el titular de la Fiscalía decida las acciones jurídicas que el país seguirá, escribieron ambas dependencias.

Patrick Crusius, de 21 años, es el joven detenido por el tiroteo en El Paso, antes del ataque publicó un manifiesto contra los migrantes en el foro 4Chan (Foto: Archivo)
Patrick Crusius, de 21 años, es el joven detenido por el tiroteo en El Paso, antes del ataque publicó un manifiesto contra los migrantes en el foro 4Chan (Foto: Archivo)

Por otro lado, la secretaría emitió un comunicado de manera independiente donde expresó el agradecimiento del gobierno de México por las muestras de solidaridad de la comunidad internacional tras el tiroteo en la ciudad fronteriza.

"Reconocemos el apoyo recibido de dirigentes políticos, organizaciones, miembros de la sociedad civil y numerosos gobiernos", se lee en el texto de la dependencia, y mencionó entre a países como Irlanda, Finlandia, Noruega, España, Polonia, Francia, Austria, Bélgica, Alemania, Rumania, Suecia, Suiza, Reino Unido y la Unión Europea.

Para la encargada de las políticas al exterior estas expresiones demuestran un de manera contundente que tanto se rechaza la violencia, la intimidación y el discurso de odio. Reiteró la intención del gobierno a cargo de Andrés Manuel López Obrador de emprender "medidas jurídicas, diplomáticas y de protección para garantizar justicia, así como para proteger los derechos de las comunidades mexicanas en Estados Unidos".

En la conferencia matutina del presidente este martes, el canciller Ebrard expresó su preocupación de que el autor del tiroteo en El Paso esté vinculado a una red de supremacistas blancos y que estos preparen otros ataques en ciudades con grandes poblaciones de latinos.  "Nos preocupa que otras personas piensen igual que este sujeto", dijo.

También informó que esta preocupación le fue manifestada a las autoridades estadounidenses "y encontramos disposición".

Al día siguiente de la masacre en El Paso, la Secretaría de Relaciones Exteriores anunció su intención de levantar una denuncia por terrorismo al tirador (Foto: Graciela López/ Cuartoscuro)
Al día siguiente de la masacre en El Paso, la Secretaría de Relaciones Exteriores anunció su intención de levantar una denuncia por terrorismo al tirador (Foto: Graciela López/ Cuartoscuro)

Ebrard aseguró que la respuesta de México no se quedará en un pronunciamiento o una nota diplomática, sino que dará paso a acciones legales como una denuncia por terrorismo contra el autor de los hechos, Patrick Crusius, de 21 años.

El secretario aseguró que tipificar los hechos como terrorismo va a tener "muchas implicaciones", y adelantó que además habrá una acción legal por el arma utilizada.

México busca participar en la investigación en Estados Unidos porque, citando a la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), el mayor peligro para los estadounidenses son los "supremacistas blancos" y su red, dijo el canciller."Queremos ayudar y evitar cualquier otro evento de esta naturaleza en EEUU".

Además de los ocho fallecidos, otros seis mexicanos están en terapia intensiva, tres de ellos en una situación delicada.

Con información de EFE