Si triunfar en Hollywood fuera sencillo algunos de estos famosos jamás hubieran tenido que recurrir al cine porno, a los desnudos o a ser strippers para alcanzar la fama.

Aunque ahora son estrellas mundiales, los inicios de figuras como Sylvester Stallone, Brad Pitt y Arnold Schwarzenegger tuvieron algunas dificultades.

El famoso "Sly"

Stallone alcanzó la fama hace más de cuatro décadas gracias a su épica cinta Rocky, que él mismo escribió. Una noche de epifanía mientras veía una pelea de box lo llevó a escribir la historia de un boxeador desconocido que lograr triunfar en medio de la adversidad. Algo parecido a lo que el propio Sylvester vivió.

Con su mascota
Con su mascota

Para conseguir su sueño de triunfar en la actuación tuvo que vender su perro por USD 25 para comprar algo de comida y vivir durante unas semanas en una central de autobuses, pues lo corrieron de su apartamento por no pagar el alquiler.

Esa complicada situación económica lo orilló a aceptar un trabajo en una cinta pornográfica que después se volvería legendaria:  The Party at Kitty and Stud's. Aceptó por apenas USD 200.

Stallone no la tuvo nada fácil al inicio de su carrera
Stallone no la tuvo nada fácil al inicio de su carrera

La otra vida de "Don Draper"

Jon Hamm  estaba a punto de darse por vencido en sus intentos por ser actor de Hollywood cuando le llegó la oportunidad de su vida: el papel de "Don Draper" en Mad Men.

A partir de ahí el antes casi desconocido Hamm se convirtió en uno de los hombres más deseados de la tv y también de los más reconocidos por su extraordinario trabajo al interpretar a Draper, un hombre con un pasado muy oscuro.

Y aunque en el pasado de Hamm no hay tantos misterios y dramas como en la vida de Draper, lo cierto es que el actor sí tuvo que dedicarse a diversas labores antes de triunfar en Hollywood.

Fue mesero, acudió a algunos programas de tv de concursos y también fue parte del cine porno, pero no como actor, sino como encargado del diseño de producción, aunque en realidad su labor era acomodar las cámaras para que las escenas tuvieran continuidad. El actor calificó aquella experiencia como "deprimente y devastadora para el alma… Los actores parecían estar muertos, hacían lo que podían".

Arnold Schwarzenegger

Al actor y político no se le conoció alguna cinta erótica o pornográfica, pero sí salieron a la luz unas imágenes en las que posó desnudo en su época de juventud y es que la increíble musculatura de Arnold llamaba la atención a su alrededor.

Schwarzenegger aceptó posar desnudo en varias publicaciones dirigidas al público homosexual y años después las imágenes se cotizaban en miles de dólares.

El mundo stripper

Apenas hace unos meses Channing Tatum publicó una fotografía desnudo en su cuenta de Instagram, pero del famoso actor se sabe que hace años trabajaba como stripper y cada noche las mujeres pagaban por tocarlo. Lo más increíble del asunto es que el padre del actor no se enteró hasta que el propio Channing habló abiertamente del tema en una entrevista con Ellen DeGeneres.

Entre las varias actividades que Chris Pratt tuvo antes de ser una figura mundial en cintas como Guardianes de la Galaxia o Jurassic World, estuvieron el limpiar coches y podar jardines, pero había algo que disfrutaba: estar desnudo y un día decidió cobrar por ello. Así que Pratt decidió alquilarse para bailar y desnudarse en despedidas de soltera.

(Getty)
(Getty)

Y el actor Brad Pitt no sólo trabajó para el restaurante El Pollo Loco. Sus actividades al abrirse paso en la actuación lo llevaron también al mundo stripper, aunque en este caso no era él quien se desnudaba, sino que acompañaba a las mujeres hasta el lugar de la fiesta. "Recolectaba el dinero y recogía la ropa de las chicas según se la iban quitando".

En asuntos de drogas

Antes de ser un actor reconocido, Tim Allen se dedicaba a traficar drogas y en 1978 fue detenido con medio kilo de cocaína en el aeropuerto de Michiga. Pasó dos años en prisión narró su experiencia en bares donde hacía stand up comedy, pero eso lo llevó a la adicción al alcohol. Finalmente Allen decidió ordenar su vida, comenzó a actuar en tv y cine y se hizo así de un nombre en Hollywood.

Quien también logró superar su vínculo con las adicciones fue Robert Downey Jr., pues el actor tuvo que pasar cinco años en rehabilitación antes de arreglar su vida. Ahora es el mejor pagado de Hollywood gracias a su interpretación de "Iron  Man".