La compraventa de casas en EEUU alcanzó un nuevo récord en agosto

Subieron 8,8% para ubicarse en un nivel récord

(Foto: Getty Images)
(Foto: Getty Images)

Las promesas de ventas de viviendas en Estados Unidos en agosto superaron lo esperado y subieron 8,8% para ubicarse en un nivel récord, dijo el miércoles la Federación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por sus siglas en inglés).

El índice quedó en un “nivel récord” de 132,8 dijo la federación que indicó que ese indicador estaba en 100 en enero de 2001 cuando comenzaron a medirse los compromisos de compraventa.

Los contratos firmados en agosto superaron largamente su nivel previo a la pandemia de covid-19 y en relación a agosto de 2019 el aumento fue de 24,2% .

Las tasas hipotecarias tremendamente bajas, por debajo del 3%, han ayudado nuevamente a subir las ventas de viviendas pendientes en agosto”, dijo Lawrence Yun, economista jefe de NAR. “Además, la Fed tiene la intención de mantener las tasas de fondos federales a corto plazo cerca del 0% en el futuro previsible, lo que debería, en ausencia de presión inflacionaria, mantener bajas las tasas hipotecarias y eso sin duda ayudará a los compradores de vivienda a seguir ingresando al mercado”.

REUTERS/Lucas Jackson.
REUTERS/Lucas Jackson.

Yun también señaló que no todos los contratos de venta pendientes se convierten en ventas cerradas, debido tanto a medidas de muestreo como a problemas de hipotecas y tasación.

Las tasas hipotecarias comenzaron el mes cayendo a un nuevo mínimo. Saltaron drásticamente a mediados de mes, pero solo brevemente. Las bajas tasas hipotecarias han dado a los compradores más poder adquisitivo y han agregado combustible a los precios de las viviendas en rápido aumento.

Varios factores contribuyeron a esta situación que está marcando tendencia en el mercado de bienes raíces, que tiene un profundo efecto en los precios de la vivienda y que al mismo tiempo da un gran impulso al sector de la construcción.

La pandemia estimuló el interés por casas más amplias y con patio en los suburbios y por ello alejadas del centro de la ciudad. Los compradores quieren más espacio, tanto en el interior como en el exterior, tanto para el trabajo como para la escuela desde casa.

 REUTERS/Mike Blake.
REUTERS/Mike Blake.

Al mismo tiempo, la cuarentena impidió que se realizarán las compras en las temporadas que son más activas en la venta de casas, lo que hizo que estas se produjeran en el verano.

Las ganancias de los precios de la vivienda se han acelerado durante los últimos tres meses, y algunos grandes mercados locales experimentan aumentos anuales de dos dígitos. A nivel nacional, el precio medio de una casa vendida en agosto (por venta cerrada) fue un 11% más alto en comparación con agosto de 2019, según la NAR.

Los precios de las viviendas se están calentando rápidamente”, dijo Yun. “Las bajas tasas hipotecarias permiten a los compradores obtener hipotecas más baratas, pero a muchos les puede resultar más difícil hacer el pago inicial requerido”.

Las ventas de casas nuevas en agosto sobrepasaron el millón, según un informe de la Oficina del Censo emitido la semana pasada. El actual inventario de nuevas casas a la venta alcanzaría para poco más de tres meses.

REUTERS/Mike Blake
REUTERS/Mike Blake

Al mismo tiempo, los dueños de casas ya existentes están evitando ponerlas a la venta. Con una oferta tan reducida, crece entonces la demanda por casas nuevas y al mismo tiempo aumentan los precios.

El precio medio de las casas nuevas en agosto llegó a USD 312,800.

Ya se han vendido más casas nuevas en 2020 que en todo 2019”, dijo a Market Watch Danielle Hale, economista principal de Realtor.

Dado que el número de casas existentes a la venta ha disminuido de manera constante y considerable con respecto al año anterior, las casas nuevas son un segmento importante de oportunidad para los compradores de casas”, añadió Hale.

Por su parte, los milleannials están arribando a sus mejores años productivos para comprar casa, al mismo tiempo que ya comienzan a tener otras aspiraciones para el lugar donde vivirán sus familias.

Esta confluencia de factores hace que los posibles compradores de vivienda enfrenten una situación difícil: mientras que las bajas tasas de interés reducen el costo de una hipoteca, la oferta limitada de viviendas existentes crea una dura competencia por las nuevas.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Tras el debate, Wall Street cotiza con ganancias impulsadas por indicadores positivos del empleo

Mike Pompeo se reunió con autoridades del Vaticano y pidió coraje para enfrentar los ataques de China

“¡Cancelen los debates!”: Una noche entre la indiferencia y el béisbol

MAS NOTICIAS