El Gobierno de EEUU publicó una nueva guía sobre cómo reabrir comercios y escuelas

La guía del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) describe una serie de medidas que deben tomarse para mantener seguros a los empleados y clientes

Foto: REUTERS/Marco Garcia
Foto: REUTERS/Marco Garcia

Después de algunas semanas de retraso, y mientras el país comienza a reabrir de manera gradual, los principales expertos en enfermedades infecciosas del gobierno de Estados Unidos publicaron este jueves una nueva guía sobre cómo los estados podrían reabrir los negocios y escuelas tras permanecer cerrados por el coronavirus.

Las pautas del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), fueron publicadas en el sitio web de la agencia e incluyen recomendaciones específicas diseñadas para empresas y lugares de trabajo, así como para escuelas y programas de cuidado infantil. En los seis documentos también hay consejos sobre los sistemas de transporte masivo, y bares y restaurantes. Según la agencia AP, originalmente la CDC escribió un documento para iglesias y otras instalaciones religiosas, pero no fue publicado en la guía de este jueves.

La guía describe una serie de medidas que deben tomarse para mantener seguros a los empleados y clientes, como el estricto lavado de manos, el respeto al distanciamiento social y la manera de comprobar los síntomas de los posibles casos de COVID-19.

De acuerdo a la guía, los bares y restaurantes, por ejemplo, no deberían volver a abrir hasta que puedan seguir las órdenes estatales y locales aplicables. Además de las recomendaciones anteriores, estos locales deberían añadir espacio en las mesas y taburetes; y fomentar que los clientes retiren la comida y no coman en el establecimiento. Asimismo, los empleadores deben revisar al personal para detectar signos y síntomas de enfermedad a medida que llegan, “según sea factible”.

El titular del Centro de Control de enfermedades, Robert Redfield. Foto: REUTERS
El titular del Centro de Control de enfermedades, Robert Redfield. Foto: REUTERS

Los operadores de transporte, por su parte, deben limitar las rutas hacia y desde las zonas de alta transmisión antes de aumentar el servicio, así como mantener distancia entre los pasajeros anulando ciertas filas de asientos. Los programas juveniles, campamentos y programas de cuidado de niños, en tanto, deben cambiar las actividades y procedimientos para limitar los juguetes y suministros compartidos, de acuerdo con las directrices de la guía.

Howard Forman, director del programa de gestión de la atención de la salud de la Escuela de Salud Pública de Yale, consideró, en diálogo con Bloomberg, que las nuevas directrices son valiosas y pueden ser un paso en la dirección correcta.

Varios estados del país aplicaron bloqueos y medidas de confinamiento durante los últimos dos meses como consecuencia de la pandemia. En ese contexto, legisladores y funcionarios estatales solicitaron al gobierno federal sugerencias más detalladas sobre cuándo y cómo reabrir escuelas, iglesias y negocios.

La Casa Blanca sugirió que ciertas instituciones avanzaran una vez que pudieran documentar menos casos o pruebas positivas en un período de 14 días, entre otras recomendaciones.

Por su parte, según consigna Bloomberg, un funcionario de la Casa Blanca dijo, bajo condición de anonimato, que las directrices eran el resultado de una colaboración entre el CDC y el grupo de trabajo de coronavirus de la administración, liderado por el vicepresidente Mike Pence.

Donald Trump señaló en más de una oportunidad que las escuelas deberían reanudar las clases, una sugerencia que difiere con las recomendaciones de su principal experto en enfermedades infecciosas, el doctor Anthony Fauci, quien dijo que el impacto del virus en los niños es todavía desconocido.

Donald Trump y el principal infectólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci. Foto: REUTERS/Leah Millis
Donald Trump y el principal infectólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci. Foto: REUTERS/Leah Millis

Fauci explicó el pasado martes al Congreso que los estados deben resistir la urgencia de reabrir demasiado pronto: “Existe un riesgo real de que se desencadene un brote que no se puede controlar”.

Trump consideró “inaceptable” el último llamado de Fauci a emprender una reapertura muy cautelosa. “Estamos abriendo nuestro país, la gente quiere que se abra, las escuelas van a estar abiertas”, dijo Trump en diálogo con reporteros en la Casa Blanca.

En este contexto, el gobernador del estado de Florida, Ron DeSantis, anunció este jueves que los condados sureños de Miami-Dade y Broward podrán reabrir sus tiendas comerciales a partir del próximo lunes.

En una conferencia de prensa en la que estuvo acompañado de los alcaldes de ambas jurisdicciones -Carlos Gimenez de Miami-Dade y Dale Holness de Broward- el mandatario indicó que su decisión responde a tendencias positivas observadas durante los últimos días.

“Entendimos que tenemos la responsabilidad de tomar los próximos pasos con un enfoque inteligente, gradual y basado en la seguridad”, indicó DeSantis durante su mensaje.

Con información de ABC, AP y Bloomberg

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El gobernador Ron De Santis habilitó la apertura de tiendas comerciales en el sur de Florida a partir del próximo lunes

“El coronavirus se contagia en espacios cerrados”: el dato clave que pide tener en cuenta un editorial del Washington Post

Trump consideró “inaceptable” la postura de Anthony Fauci sobre las escuelas y pidió su reapertura

MAS NOTICIAS