EEUU insiste en que China no informó del coronavirus “de manera oportuna” a la OMS

Mike Pompeo aseguró que el régimen chino no compartió toda la información que tenía y denunció que cada partido gobernante debe notificar al organismo en 24 horas todos los eventos que puedan constituir una emergencia de salud pública de preocupación internacional

Secretario de Estado de EEUU Mike Pompeo en conferencia de prensa
Secretario de Estado de EEUU Mike Pompeo en conferencia de prensa

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, insistió en que China no informó del brote del coronavirus “de manera apropiada” a la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“Creemos firmemente que el Partido Comunista chino no informó del brote del nuevo coronavirus de manera oportuna a la OMS”, dijo Pompeo en una rueda de prensa.

Pompeo explicó que las Regulaciones Internacionales de Salud (IHR, por sus siglas en inglés), que entraron en vigor en 2007 tras el brote de SARS en 2003, establecen cómo tienen que comunicar los países las amenazas a la salud pública.

“Por ejemplo, el artículo 6 de las IHR dice que ‘cada partido gobernante deberá notificar a la OMS en 24 horas todos los eventos que puedan constituir una emergencia de salud pública de preocupación internacional en su territorio’, dijo.

En este contexto, el secretario de Estado añadió que, después de que el Partido Comunista chino informara a la OMS sobre el brote, “China no compartió toda la información que tenía”.

En cambio, encubrió cuán peligrosa era la enfermedad”, criticó Pompeo, al tiempo que aseguró que el país asiático no comunicó la transmisión de persona a persona del Covid-19 “durante un mes, hasta que estuvo en todas las provincias dentro de China”.

Personas usan trajes especiales contra el Covid 19 en China
Personas usan trajes especiales contra el Covid 19 en China

Censuró a los que intentaron advertir al mundo, ordenó detener las pruebas de nuevas muestras y destruyó las muestras existentes”, agregó.

Asimismo, rechazó que “el Partido Comunista chino aún no haya compartido la muestra del virus con el mundo exterior”, por lo que “es imposible rastrear la evolución de la enfermedad”. Por último, arremetió contra la OMS y precisó que su “brazo regulador claramente fracasó durante la pandemia”.

Por otra parte, Pompeo se refirió a la seguridad de los laboratorios chinos e hizo hincapié en que “aún están abiertos en China”.

“Esos laboratorios que contienen patógenos complejos que se estaban estudiando. No es sólo el Instituto de Virología de Wuhan --ciudad origen del Covid-19--. Hay varios laboratorios en China que manejan estas cosas”, aseguró.

En este sentido, valoró que es “importante” que “esos materiales se manejen de manera segura, de modo que no haya una liberación accidental”. “Tenemos que asegurarnos de que el Gobierno chino está manejando esos materiales de manera apropiada”, indicó.

“Esta es una obligación continua que tiene el Gobierno chino, así como una obligación continua de la OMS, que tiene la responsabilidad de cumplir con las normas”, dijo Pompeo.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha lanzado varios ataques a China y a la OMS en el contexto de la pandemia del coronavirus. A China la ha acusado de poca transparencia en la comunicación de la amenaza del Covid-19, además de asegurar que quiere enviar un grupo de expertos al país asiático para investigar cómo surgió la enfermedad.

En cuanto a la OMS, tras varios envites, finalmente decidió suspender la financiación con la que Estados Unidos contribuye a la agencia dependiente de Naciones Unidas, al tiempo que la acusó de "encubrimiento" del Covid-19.

La pandemia del Covid-19 ha causado la muerte a más de 183.000 personas, mientras que el número de contagiados supera ya los 2,6 millones. Estados Unidos es el país más afectado por la pandemia del Covid-19, con más de 837.000 positivos y más de 46.000 muertes.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS:

Estados Unidos registró 1.738 nuevas muertes por coronavirus y el total asciende a 46.583

Un científico israelí asegura que la propagación del coronavirus disminuye a casi cero después de 70 días