Quiénes son los combatientes apoyados por Turquía que ejecutaron a dos prisioneros kurdos con la misma crueldad que el ISIS

Yihadistas, criminales comunes y varias veces acusados de violar Derechos Humanos, los miembros del grupo Ahrar al-Sharqiyeh forman parte de la coalición de milicias del Ejército Nacional Sirio que asisten a Ankara en la Operación “Primavera de la Paz”. El sábado fusilaron a sangre fría a dos hombres que se habían rendido y estaban maniatados. IMÁGENES SENSIBLES

Miembros de Ahrar al-Sharqiya muestran su bandera
Miembros de Ahrar al-Sharqiya muestran su bandera

A sangre fría, un militante empuña su fusil de asalto y dispara contra la espalda de un prisionero kurdo maniatado, en el suelo y al costado de un desolado camino en el norte de Siria. Otro combatiente se acerca con un fusil de francotirador, con mira telescópica y supresor montado, y a escasos metros comienza a disparar contra un cuerpo ya inerte, mientras sus compañeros gritan “¡Alá es grande!” y “¡Cerdos!”.

La brutalidad y el ensañamiento contra un hombre que prácticamente no puede moverse por las esposas quedó en evidencia en un video develado el sábado por el New York Times, que parece adelantar la escala que tendrá la Operación “Primavera de la Paz”, lanzada el miércoles por Turquía y sus aliados contra las fuerzas kurdas en el norte de Siria. Un nuevo frente en la guerra civil que arrasa con ese país desde 2011 y que estará también atravesado por tensiones étnicas, religiosas y políticas que pondrán coto a cualquier intento de mostrar humanidad.

Aunque “Primavera de la Paz” es una operación turca, planeada en Ankara y ordenada por el presidente Recep Tayyip Erdogan de acuerdo a los intereses de su país, y su partido, los turcos no se lanzaron en soledad a cruzar la frontera. Como ya hicieron en 2016 y 2018 con las operaciones “Escudo del Éufrates” y “Rama de Olivo”, los soldados de Turquía lo hicieron junto a miles de milicianos sirios con los que llevan trabajando desde hace años.

Se trata de una coalición de diferentes grupos rebeldes y yihadistas “moderados”, como se lo has descrito sin saber exactamente el alcance del concepto, compuestos por sirios árabes y turcomanos, y que llegó conocerse por el nombre de Ejército Libre Sirio (FSA).

El video de la ejecución de dos prisioneros kurdos a manos de militantes de Ahrar al-Sharqiyeh

De acuerdo Al-Harith Rabah, un activista que presenció la ejecución de prisioneros y fue contactado por The New York Times, los verdugos captados en el video pertenecen al grupo Ahrar al-Sharqiyeh, uno de los miembros del FSA.

En la compleja guerra civil siria, donde cientos de grupos militantes de distinto origen étnico, ideológico y religioso se levantaron en principio contra el régimen sirio del dictador Bashar al Assad, luego contra las fuerzas del grupo terrorista Estado Islámico (ISIS, en inglés) y finalmente contra ellos mismos en competencia por territorios e influencias, el FSA mantuvo su base de operaciones en la región de Idlib, hoy bajo asedio de Damasco.

En 2016, cuando Turquía decidió lanzar “Escudo del Éufrates”, su primera operación contra las fuerzas kurdas dentro del territorio sirio, el FSA pareció sufrir un cisma en sus filas, o al menos una competencia entre diferentes facciones por el nombre.

Por un lado, una parte del FSA siguió recluido en Idlib, perdiendo cada vez más influencia frente al auge de los yihadistas del grupo Hayat Tahrir al-Sham.

El logo de Ahrar al-Sharqiya
El logo de Ahrar al-Sharqiya

Mientras que otra porción se alió con Turquía y proveyó de tropas para expulsar a los kurdos del noroeste de Siria, manteniendo su cuartel general en la ciudad de Azaz, en la gobernación de Alepo.

Esta rama del FSA floreció bajo el auspicio turco, obteniendo fondos, territorios, armas y legitimidad como actor en la guerra civil siria, y en los últimos tiempos ha intentando rebautizarse con el nombre de Ejército Nacional Sirio (SNA, en inglés), de mayores aspiraciones políticas en un contexto de guerra civil. Y, a diferencia de su antigua encarnación y en muestra de fidelidad con Ankara, ha convertido a los kurdos, miembros mayoritarios del grupo de las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF) en sus principales enemigos, muy por encima del ISIS en su lista de prioridades, y aún más de las fuerzas del régimen sirio.

Aunque es difícil saber cuántos efectivos tiene cada grupo militante en Siria, las últimas estimaciones hablan de entre 25.000 y 35.000 combatientes para el FSA/SNA. En octubre de 2019, poco antes de “Primavera de la Paz”, se anunció desde Turquía una fusión con otra coalición de milicias, el Frente de Liberación Nacional, que llevaría este numero a cerca de 100.000 hombres, aunque los alcances reales de esta unión son difíciles de medir.

¿Quiénes son entonces los miembros de Ahrar al-Sharqiyeh y qué importancia tiene este grupo en la coalición de milicias?

Rebeldes sirios del gurpo Ahrar al-Sharqiya durante un entrenamiento en la ciudad de al-Rai, en el norte del país (Reuters)
Rebeldes sirios del gurpo Ahrar al-Sharqiya durante un entrenamiento en la ciudad de al-Rai, en el norte del país (Reuters)

Ahrar al-Sharqiyeh es una milicia yihadista formada en 2016 cuyo nombre significa “Hombres libres del este”. Sus miembros provienen mayormente de la región de Deir Ezzor, en el este de Siria y se cree que antes de formar parte de este grupo pertenecían a Jabhat al-Nusra, la filial siria del grupo terrorista Al Qaeda que se mantuvo activa entre 2012 y 2017 antes de ser absorbida por otros grupos, y al grupo islamista Ahrar al-Sham.

Comos sus colegas de Al-Nusra y Ahrar al-sham, su ideología es el yihadismo y su interpretación del islam es extremista, cercana al salafismo, por lo tanto cuando capturan territorios obligan a las mujeres a usar el velo e imponen la ley sharia. Su líder es Abu Hatem Shaqra, de acuerdo a la agencia Reuters.

También, suelen incurrir en violaciones, robos, tortura y ejecuciones, como ha reportado el Rojava Information Center en base a las experiencias pasadas en 2016 y especialmente en 2018, cuando estos militantes ocuparon Afrin. De acuerdo a la ONG de Derechos Humanos Amnistía Internacional, Ahrar al-Sharqiyeh ha incurrido también en desplazamiento forzado de personas, la tortura y detención arbitraria precisamente en Afrin.

Los aproximadamente 2.000 miembros de Ahrar al-Sharqiyeh también suelen pelearse con otros grupos miembros del FSA/SNA por territorio, botín y espacios de poder.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Operación “Primavera de la Paz”: los mapas que explican la ofensiva de Turquía contra los kurdos en Siria

Las milicias apoyadas por Turquía ejecutaron a sangre fría a dos prisioneros kurdos en Siria

Doce horas, cuatro hospitales sirios bombardeados y un culpable: Rusia

MAS NOTICIAS