Con la misión de concretar su clasificación a los octavos de final de la Champions League en la quinta fecha de la fase de grupos, la Juventus se presentó en Turín para medir sus fuerzas ante el Valencia.

Si bien el espectáculo no presentó grandes emociones, el lujo de Cristiano Ronaldo capitalizado por Mario Mandzukic le puso cifras definitivas a un duelo que dejó cerrada la zona H.

El triunfo por la mínima diferencia de los italianos garantizó un lugar en la siguiente instancia a la Vecchia Signora, que será acompañada del Manchester United, que en su compromiso superó con el mismo resultado a Young Boys de Suiza.

El Valencia, en cambio, tendrá un destino en la Europa League, porque a pesar del sabor amargo que se llevó de Turín, los españoles se vieron beneficiados con la conquista británica en Old Trafford. Naturalmente, la última fecha simplemente servirá para resolver qué equipo se quedará con la cima del grupo.

SEGUÍ LEYENDO EN INFOBAE DEPORTES