Fallece el amigo de la alemana Rebecca Sprößer que recibió varios disparos

La ciudadana alemana que llegó a Cali de vacaciones y terminó haciendo parte de la primera línea, denunció que fue víctima, según ella, de un atentado en el que un compañero suyo recibió 13 impactos de bala

Alemana se una a la primera línea de Cali
Alemana se una a la primera línea de Cali

Luego de la expulsión de Colombia de la alemana Rebecca Spröße, quien hizo parte de la primera línea en Cali, las autoridades de esa ciudad confirmaron la muerte del joven que estaba con ella cuando fueron víctimas de un intento de robo en el barrio Las Ceibas, pero que la alemana denunció como un atentado sicarial.

El joven recibió más de 10 impactos de bala en todo su cuerpo y según la ciudadana alemana, fue él quien le salvó la vida. En su cuenta de Facebook ella contó lo que pasó ese día.

“Ayer en la noche me vi con un amigo para trabajar en algunos temas del paro. Estábamos sentados afuera en un lugar público y de pronto y sin hablar vino un sujeto y nos disparó a corta distancia. No dejó de disparar hasta que su arma se quedó sin tiros”, comentó la joven.

Auguró que en medio del ataque, su amigo se paró justo en frente de ella y prácticamente le salvó la vida. “Él recibió 13 impactos de balas en todo el cuerpo, 3 de ellos en la cabeza y varios en el pecho. Yo solamente recibí raspones de los proyectiles que le salieron de su cuerpo. Además tuve mi maletín frente de mí y por las dos condiciones me llegaron con mucho menos fuerza e impacto”, comentó la periodista.

Y agregó en su denuncia que su amigo estaba entre la vida y la muerte. “No podemos decir quién fue, pero estamos en todo el proceso con los DDHH. Solamente quedó muy claro que esto no fue ningún robo - esto fue un atentado con el objetivo de matar”, concluyó la alemana en su post.

Luego de su expulsión, Rebecca por medio de unas historias en Instagram agradeció a las personas por los mensajes de apoyo que ha recibido y del difícil momento que está pasando.

“Gracias por sus palabras disculpen si no tengo la fuerza para responder. No existen palabras para el dolor que siento. Plenamente dicho me siento morir y y no se como aguantar”, escribió la mujer en un principio.

Asimismo, en otra historia se refirió a la decisión de Migración Colombia, que no solo la expulsó del país, sino que además, la inhabilitó de volver durante varios años. Además, expresó que cuando se sienta preparada contará detalles de hechos que muchos desconocen.

“Me prohibieron entrar a Colombia por 10 años. Se ha convertido en mi hogar, no puedo regresar a mi casa por diez años. No es la razón por que me estoy muriendo por adentro todo es mucho peor y cuando tenga la fuerza les voy a contar todo”, sostuvo Rebecca.

Por su parte, el director de Migración Colombia, Juan Francisco Espinosa, explicó que la decisión se tomó basándose en las normas previstas en la ley para estos casos en particular.

“La decisión se tomó como una forma de respeto a las normas migratorias. Esta mujer de 34 años tenía un permiso de turismo, pero sus actividades no fueron asociadas con esto, hubo un grado de exposición alto y se puso en riesgo”, manifestó el funcionario.

Asimismo, Espinosa señaló que la mujer no tenía pasaporte para poder viajar, por lo que tuvo que ser trasladada a la embajada de Alemania, donde “se tramitó un documento, se le realizó una prueba PCR y luego abandonó el país. Ella estaba serena y sabía de las consecuencias”.

SEGUIR LEYENDO: