Con circular roja de Interpol buscan a sacerdote antioqueño por presunto abuso sexual cometido en Argentina

Se trata de Guillermo León Pulgarín Acevedo, sacerdote de 50 años, quien ha estado a cargo de instituciones para menores de edad. Ahora, la Interpol lo busca por presunto abuso a una niña de cuatro años.

Guillermo León Pulgarín Acevedo, sacerdote colombiano buscado por la Interpol, deberá responder por abuso sexual a menores. Foto: Interpol, El País de Cali
Guillermo León Pulgarín Acevedo, sacerdote colombiano buscado por la Interpol, deberá responder por abuso sexual a menores. Foto: Interpol, El País de Cali

De las 7.496 circulares rojas que se encuentran en la página web de la Interpol, 90 solicitan la captura internacional de ciudadanos colombianos; entre ellos está Salvatore Mancuso y el prontamente extraditado de vuelta al país Hernán Giraldo. En las últimas horas, el diario El Colombiano reveló que en esta particular lista se encuentra un sacerdote antioqueño que, por solicitud de Argentina, es buscado en gran parte del mundo para que responda por delitos relacionados con el abuso sexual de una menor bajo su ciudado.

Su nombre es Guillermo León Pulgarín Acevedo, tiene 50 años y es originario de San Vicente, en el oriente del departamento de Antioquia. Según la información disponible en dicha página web, suministrada por las autoridades argentinas, el hombre es requerido por los cargos de abuso sexual agravado por “configurar un sometimiento sexual gravemente ultrajante para la víctima”.

La autoridad detalla que el hecho fue cometido por un ministro de culto religioso y que fue un acto reiterado, en, por lo menos, dos oportunidades. Además, incluye que Pulgarín incurrió en presunta corrupción a menores agravada al ser el autor encargado de la guarda de la menor.

Circular roja a nombre de Guillermo Pulgarín. Foto: Interpol
Circular roja a nombre de Guillermo Pulgarín. Foto: Interpol

Según el medio argentino Primer Plano Online, la institución donde ocurrió el caso de abuso sexual fue el Colegio Monseñor Solari de Morón, ubicado en la provincia de Buenos Aires. Los hechos se remontan a noviembre del año 2017 y el archivo reposa en la Fiscalía Número 4 de Morón. El 10 de mayo de 2018 se inició el proceso para esclarecer los hechos.

La niña, que en su momento tenía cautro años, le relató a las autoridades el estremecedor hecho con detalle. Según el testimonio de la menor, recopilado en el medio local, el padre Guillermo le bajó la ropa interior y le ofreció dulces para que le permitiera tocar sus partes íntimas.

Interpol asegura que esta no habría sido la única vez en la que el presunto abusador tocaba inapropiadamente a una niña. En su momento, las autoridades buscaron indicios de otras víctimas del sacerdote en la misma institución educativa pero no dieron con otros casos.

Según el testimoni, en 2018, de Juan Ramón Zini, padre de la niña, depositado al medio Primer Plano, la menor se limpiaba los genitales de manera persistente en la casa, hecho que llamó la atención de sus acudientes. Por sí sola, le contó a sus padres los abusos que había sufrido a manos de Pulgarín Acevedo.

Según el padre de la menor, Pulgarín le ponía osos de peluche en el rostro mientras la tocaba, le pegaba dulces en la zona genital y hacía que ella rezara en posición “de perrito”. Además, de acuerdo con la narración de Zini, otros padres comentaron que sus hijas presentaban conductas sospechosas y que, al menos uno de ellos, fue amenazado por el colegio cuando presentó la denuncia.

El presunto abusador habría tratado niños en Colombia. Según reporta el diario El País, de la ciudad de Cali, Pulgarín habría sido el director del Centro de Reclusión Valle del Lili, el cual está destinado al tratamiento de menores involucrados en delitos. Bajo su dirección, 40 menores se fugaron y dos murieron. Pulgarín pertenecía en ese momento al grupo religioso católico Terciarios Capuchinos, el cual realizaba trabajo pedagógico dentro de la correccional.

“Los Capuchinos tenemos muchos años, experiencia y bagaje. Nosotros tenemos una esencia evangélica. Hacemos un trabajo diferente”, expresó Pulgarín en conversación con el medio vallecaucano en 2013.

El diario El Colombiano se comunicó con los miembros de dicha congregación, la cual afirmó que el presunto abusador no representaba los Capuchinos en labores pastorales, pero que aún no había sido retirado del grupo. “En este momento está en Argentina, respondiendo a la situación jurídica. No sé de dónde sale esta información de la Interpol, porque realmente ese dato no lo tenemos, pero esto está en manos de los abogados de Buenos Aires”, explicó la vocería de la comunidad religiosa al medio antioqueño, que agregó que el sacerdote se encuentra en Argentina haciendo uso de su presunción de inocencia.

Sobre la circular de la Interpol, que asegura una búsqueda exhaustiva por el indiciado, la institución señala que no saben de dónde surge el hecho de que el padre no quiera responder a las autoridades. “De hecho, por eso aclaro que no hay ninguna fuga ni el padre está huyendo, porque las pocas veces que ha sido citado ha acudido”, explicó la fuente.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: