“Parecía un niño en un parque de diversiones”: diseñador colombiano recuerda cuando Maradona estuvo 4 horas en su estudio y se midió toda la tienda

El País de Cali encontró esta anécdota que guarda en su corazón el reconocido diseñador colombiano Andrés Otálora. La madrugada en que el futbolista argentino se apareció sorpresivamente por su tienda y modeló las mejores prendas que disponía el lugar.

infobae-image

Diego Armando Maradona siempre se caracterizó por ser un hombre llamativo en todo el sentido de la palabra. A donde iba, su personalidad atrapaba la atención fácilmente. Fue ese Diego el que pudo ver el reconocido diseñador de modas colombiano Andrés Otálora, cuando en el 2001 el argentino se apareció en su tienda y le dejó uno de los momentos más especiales en la carrera de este especialista de la alta costura.

La anécdota la recogió el reportero Daniel Molina Durango del periódico El País de Cali. Cuenta el periodista que todo ocurrió una madrugada del 2001, cuando Otálora recibió una llamada que pensó era una broma, pues del otro lado le avisaban que ‘El 10′ iría a su tienda.

Lea: “Me daba propinas de $50 mil”: habla la colombiana que cuidó a Maradona durante 45 días en Antioquia

“Diego Armando Maradona, entonces, apareció frente a él junto a su representante de ese momento y un acompañante más al que Otálora solo recuerda como ‘un asistente’”, contó el diario caleño.

El diseñador de modas, que por la época apenas se estaba dando a conocer en todo el país por sus creaciones, recuerda que por aquellos años Maradona visitaba Cali con el objetivo de cumplir un tratamiento para bajar de peso, que estuvo a cargo del médico Mauricio Vergara, el mismo que lo operaría años más tarde.

“Me dio la impresión de que Diego venía de hacer ejercicio. Quizá por eso pidió que le abriera la tienda tan tarde”, recordó Otálora, quien adivinó que El Diego, para esa fecha, “ya debía estar más o menos en unos 90 kilos”.

infobae-image

El diseñador contó cómo Diego, una vez entró a la tienda, quedó fascinado por una corona de novia que terminó comprándole a su esposa de ese tiempo, Claudia Villafañe. “Me mostró fotos de su señora para que yo lo asesorara. Le llevó muchas prendas a ella y a otras personas”, contó el especialista.

Además, dijo que entendió el gusto para la moda que tenía el futbolista, según Otálora, “no le interesaba lo sencillo, sino lo más exagerado”.

El caleño también relató que, para su sorpresa, Maradona duró cuatro horas en su tienda que parecía “un niño en un parque de diversiones”, que recorrió cada rincón de la tienda, incluso la terraza, en la que hay una pasarela. “Allí desfiló”, confesó el diseñador.

“Yo tenía una colección de invierno que había presentado en el Bogotá Fashion Week y él fue feliz desfilando todas esas prendas por el almacén”, le dijo a El País de Cali.

Argentinian soccer legend Diego Armando Maradona smiles prior to the round of 16 match between France and Argentina, at the 2018 soccer World Cup at the Kazan Arena in Kazan, Russia, Saturday, June 30, 2018. (AP Photo/Sergei Grits)
Argentinian soccer legend Diego Armando Maradona smiles prior to the round of 16 match between France and Argentina, at the 2018 soccer World Cup at the Kazan Arena in Kazan, Russia, Saturday, June 30, 2018. (AP Photo/Sergei Grits)

Tras varias horas de conversación y de que El Diego se midiera casi toda la tienda, el diseñador reconoció que paradójicamente fue él quien tuvo que decirle a Maradona que se sentía cansado y que debía cerrar, pues ya era la una de la mañana. “Lo recuerdo como una persona muy cálida, amable”, añadió Otálora en la entrevista con el diario caleño.

Recuerdo que al final me dijo que le arreglara todo y que se lo mandara al otro día al Lago Calima, donde estaba hospedado en ese momento. Yo mandé a un mensajero que fue muy feliz cumpliendo esa labor.

La noche de ensueño se vio opacada por un hecho del que todavía se lamenta: no pudo tomarse ni una sola fotografía con Maradona ese día, pues quienes acompañaban a Diego le dijeron que “mejor no”. Eso sí, el futbolista argentino le dejó su autógrafo con dedicatoria incluida, reconociéndolo por esos diseños que lo conquistaron.

Lea: Iván Duque le declara la guerra a ‘Santrich’ y a “toda la Narcotalia”: prometió que “no van a tener escondedero”

De la anécdota han pasado ya 19 años, hoy Andrés Otálora es uno de los diseñadores colombianos más reconocidos y ha logrado vender varias colecciones en el mercado internacional. Ha diseñado prendas para celebridades como Carolina Cruz, Adriana Hurtado, Paulina Gálvez, entre otras. Este caleño además ocupó las páginas de destacadas revistas como Elle, Herper’s Bazaar y Vogue, así como las pasarelas del Fashion Week Latino, Costa Rica Fashion Week y Curacao Model Search.

El periódico de Cali dice que es como si Diego, esa noche de ensueño en el taller de Otálora, lo hubiera tocado con la ‘varita mágica’ “que solo compartía con los genios de verdad”.