Ómicron: los refuerzos de las vacunas son 90% efectivos para prevenir hospitalizaciones, según estudios de los CDC

Desde la agencia de salud de Estados Unidos indicaron, además, que se debería redefinir la vacunación completa como tres dosis ya que el refuerzo brinda la mejor y más sólida protección

"Todavía hay millones de personas en Estados Unidos elegibles para una dosis de refuerzo y aún no la han recibido", dijo la directora de los CDC  (istock)
"Todavía hay millones de personas en Estados Unidos elegibles para una dosis de refuerzo y aún no la han recibido", dijo la directora de los CDC (istock)

De acuerdo con tres nuevos estudios de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), los refuerzos de las vacunas contra el COVID-19 de Pfizer y Moderna parecen ser muy efectivos para prevenir hospitalizaciones en caso de infección de COVID-19 y en especial de la variante Ómicron.

De acuerdo con la información obtenida a través de investigaciones, esas dosis adicionales lograron una efectividad del 90% en la prevención de hospitalizaciones mientras que se mostraron 82% efectivas en atención de urgencias o asistencia a guardias.

Según los datos de los trabajos, la aplicación de la tercera dosis de vacunas de ARN mensajero, es decir, las que son elaboradas por Pfizer-BioNTech y Moderna, pueden llegar a alcanzar hasta un 90% de eficacia para proteger contra la hospitalización en caso de infección por Ómicron.

Los hallazgos proporcionan una evidencia importante de que las vacunas de refuerzo son altamente efectivas frente a Ómicron (Getty Images)
Los hallazgos proporcionan una evidencia importante de que las vacunas de refuerzo son altamente efectivas frente a Ómicron (Getty Images)

Estos informes agregan más evidencia sobre la importancia de estar al día con las vacunas contra el COVID”, dijo Rochelle Walensky, MD, directora de los CDC, durante una conferencia de prensa del Equipo de Respuesta al COVID-19 de la Casa Blanca.

Si bien datos provenientes de Israel y otros países demostraban que las vacunas de refuerzo podían prevenir enfermedades graves y hospitalizaciones, hasta el momento no se tenía certeza si tenían el mismo efecto en Estados Unidos. Es por eso que en los tres estudios realizados, investigadores de los CDC analizaron diferentes casos, hospitalizaciones y muertes durante las olas provocadas por las variantes Delta y Ómicron.

“Nuestros hallazgos proporcionan una evidencia importante de que las vacunas de refuerzo son altamente efectivas y que aquellos que no están vacunados tienen un riesgo mayor de experimentar resultados más graves”; informaron autoridades de los Centros para el Control y Prevención de Estados Unidos.

“Tenemos que redefinir la vacunación completa como tres dosis. Creo que es la tercera dosis la que realmente brinda la mejor y más sólida protección”, destacó el doctor William Schaffner, asesor de vacunas de los CDC.

La aplicación de la tercera dosis de vacunas de ARN mensajero (Pfizer-BioNTech y Moderna), pueden alcanzar hasta un 90% de eficacia para proteger contra la hospitalización en caso de infección por Ómicron  (REUTERS/Mike Segar/Archivo)
La aplicación de la tercera dosis de vacunas de ARN mensajero (Pfizer-BioNTech y Moderna), pueden alcanzar hasta un 90% de eficacia para proteger contra la hospitalización en caso de infección por Ómicron (REUTERS/Mike Segar/Archivo)

En el primer estudio , los investigadores analizaron las hospitalizaciones y las visitas a los departamentos de emergencia y clínicas de atención urgente en 10 estados entre finales de agosto de 2021 y principios de enero de 2022. La efectividad de la vacuna contra la hospitalización con Omicron se redujo al 57 % para quienes habían recibido su segunda dosis, más que 6 meses antes. La vacuna de refuerzo elevó la protección al 90%.

En un segundo estudio , los investigadores analizaron casi 10 millones de casos de COVID-19 y más de 117 000 muertes reportadas en 25 departamentos de salud estatales y locales entre abril y diciembre de 2021. Los casos y las muertes fueron menores entre las personas que habían recibido una dosis de refuerzo, en comparación con aquellos que fueron completamente vacunados pero no reforzados.

En el tercer estudio , que se publicó en JAMA , la revista de la Asociación Médica Estadounidense, los investigadores analizaron datos de más de 70 000 personas que se hicieron la prueba de COVID-19. Una tercera dosis proporcionó más protección contra infecciones con síntomas que dos dosis o ninguna dosis. En este estudio, las dosis de refuerzo fueron más eficaces en el caso de la variante Delta, donde el índice de protección que indica el trabajo alcanza hasta el 94%.

Investigadores de los CDC analizaron diferentes casos, hospitalizaciones y muertes durante las olas provocadas por las variantes Delta y Ómicron (Getty)
Investigadores de los CDC analizaron diferentes casos, hospitalizaciones y muertes durante las olas provocadas por las variantes Delta y Ómicron (Getty)

Todavía hay millones de personas que son elegibles para una dosis de refuerzo y aún no la han recibido”, dijo Walensky. En ese sentido, la directora de los CDC afirmó que a medida que continúa la batalla contra Ómicron , que en la actualidad representa más del 99% de las infecciones en los Estados Unidos, es importante que todos los que son elegibles reciban su vacuna de refuerzo lo antes posible.

Menos de la mitad de las personas elegibles para recibir vacunas de refuerzo contra el COVID-19 en Estados Unidos la han recibido, según datos de los CDC. Y solo alrededor de una cuarta parte de la población total del país está completamente vacunada y con su refuerzo, de acuerdo a la agencia.

SEGUIR LEYENDO:


TE PUEDE INTERESAR