Bonilla de la Sierra, uno de los pueblos elegidos como lo más bonitos y secretos del país español
Bonilla de la Sierra, uno de los pueblos elegidos como lo más bonitos y secretos del país español

Barcelona, Madrid, Girona y Andorra son algunos de los lugares más visitados de España, país que batió su récord en el 2018 con 82,6 millones de turistas extranjeros, un 0,9% más que en el 2017. Pero España es mucho más que sus grandes ciudades, y hay muchos pueblos que vale la pena conocer para adentrarse en el corazón del país europeo.

En este contexto, la revista Times enumeró los seis pueblos más hermosos y menos populares de España. Estos son:

Níjar, Almería

(@helenasoyyo)
(@helenasoyyo)

A metros de la Sierra Alhamilla y a 300 metros sobre el nivel del mar está la Villa de Níjar, localidad que fue testigo de distintos procesos a través del tiempo. También fue el escenario de diversas culturas entre las que destaca el período musulmán que estableció sus tradiciones y cultura y que aún hoy se pueden vislumbrar en sus calles, arquitectura, gastronomía y artesanías.

Calles estrechas que la convierten en un laberinto de casas blancas adornadas por coloridas macetas crean un camino sinuoso y encantador a través de esta pequeña localidad que se recorre a pie y que puede ser admirada en su totalidad desde la torre vigía Atalaya.

(@miguelangelarocamoreno)
(@miguelangelarocamoreno)

Dentro de los puntos turísticos más populares se encuentran sitios como la iglesia de la Anunciación, la Glorieta, la plaza del Mercado, el Museo del Agua o El Portillo. Otro de los grandes atractivos es su gastronomía, y entre los platos típicos más populares se destacan las patatas al ajillo, conejo o jibia y los embutidos.

Tazones, Asturias

Declarado conjunto histórico, el pintoresco pueblo se encuentra  en el municipio de Villaviciosa, en pleno corazón de la Comarca de la Sidra del Principado de Asturias.

El pueblo realmente parece salido de otra época y se mantiene firme ante el paso del tiempo. En este pueblo se puede disfrutar cada mes de agosto la Fiesta de Interés Turístico del Principado de Asturias, que cuenta con una recreación histórica del desembarco el joven príncipe Carlos de Gante, quien llegaría a ser el Rey Carlos I de España y Emperador del Sacro Imperio Romano-Germánico como Carlos V, el hombre más poderoso de la tierra en su época. También hay actividades que describen la cotidianidad de los lugareños pero en el siglo XVI.

Roda de Isábena, Huesca

La localidad que pertenece al municipio de Isábena, en la comarca de Ribagorza, provincia de Huesca, se encuentra rodeada de tres sierras cuyos nombres están inspirados en la historia del pueblo: la de Esdolomada, la del Chordal y la de Sís. A pesar de sus múltiples atractivos que se miden en los imponentes paisajes, el lugar reconoce ser el menos poblado pero presume con tener un templo catedralicio.

Setenil de las Bodegas, Cádiz

Situada al nordeste de la provincia, Setenil de las Bodegas es una de las localidades más imponentes de los Pueblos Blancos de la Sierra de Cádiz. Las casas se encuentran en diferentes niveles, unas bajo la roca que atraviesa gran parte del pueblo y otras sobre ella, creando un efecto de calles-cueva, miradores y rincones de una belleza extraordinaria.

En este mágico escenario, los visitantes pueden ser testigos de insólitos eventos como la Semana Santa setenileña, declarada de Interés Turístico Nacional de Andalucía.

San Martín de Trevejo, Cáceres

San Martín de Trevejo es un municipio de Cáceres, Extremadura, que se sitúa entre la Sierra de Gata y la frontera portuguesa, enclavado en un valle a los pies del monte Jálama.

Pasear por sus calles empendradas y angostas es una experiencia que se combina con la belleza sencilla de sus construcciones de dos alturas y que le dan al viajero la sensación de estar en un lugar especial rodeado de cultura y serenidad.

Bonilla de la Sierra, Ávila

Situada en el valle del Corneja, la pequeña localidad es la combinación perfecta de historia, patrimonio y naturaleza. En 1983 fue declarada Conjunto Histórico-Artístico gracias al patrimonio que crearon durante siglos los distintos habitantes de la villa.

(@cmenende)
(@cmenende)

la ciudad elegida por reyes, obispos y cardenales, quienes fueron incrementando su historia y sus tesoros, como su imponente iglesia, las murallas y el castillo, que actualmente se encuentra en estado ruinoso pero que permite a los visitantes tener un panorama completo de la historia de este lugar mágico que se remonta al siglo XII, aunque fue objeto de importantes reformas entre los siglos XIV y XVI.

SEGUÍ LEYENDO