Guía para conseguir la nacionalidad española: requisitos, trámites, examen y cómo consultar el estado

El proceso puede tener una duración muy prolongada y contar con numerosas complicaciones, por lo que es aconsejable contar con asesoramiento legal o consultar con la Oficina de Extranjería para obtener toda la información

Guardar

Nuevo

Pasaporte español (Shutterstock).
Pasaporte español (Shutterstock).

Obtener la nacionalidad de un país puede ser un proceso complejo y muy variable según la parte del mundo en la que se solicite. Sin embargo, el esfuerzo también se debe a los notables beneficios que esta pertenencia oficial a un lugar puede suponer. En España, por ejemplo, se concedieron más de 242.000 nacionalidades en 2023. A las ventajas y derechos que otorga un pasaporte español hay que añadirle también el hecho de que este abre las puertas a la Unión Europea, así que puede ser el primer paso en una migración más larga.

Nacionalidad por residencia

Sea por el motivo que sea, en nuestro país hay varias formas de obtener la nacionalidad. La más habitual para los extranjeros es a través de la residencia, es decir, por la vía que exige diez años de residencia legal y continuada en España. En el caso de los refugiados, en cambio, el tiempo se reduce el 5 años, mientras que en el caso de países iberoamericanos, Andorra, Filipinas, Guinea Ecuatorial, Portugal y para los sefardíes, el período requerido es de 2. Del mismo modo, algunas situaciones pueden incluso reducir el requisito a solo un año, como a los nacidos en territorio español o a los que no han adquirido debidamente la nacionalidad española por opción.

Te puede interesar: Estas son las personas que pueden conseguir más fácil la nacionalidad española: españoles de origen y otros casos

Para solicitar la nacionalidad, habrá que realizar otros trámites después de demostrar que se ha vivido en España durante ese tiempo. En primer lugar, hay que acceder a la plataforma electrónica del Ministerio de Justicia y presentar la solicitud -previo pago de una tasa de 104,05 euros-. También habrá que presentar varios documentos, como la Tarjeta de identidad de extranjero (TIE) o Certificado de Registro de Ciudadano de la Unión Europea que acredite la residencia legal en España durante ese tiempo. También será necesario dar el pasaporte completo y en vigor, así como el certificado de nacimiento del país de origen y un certificado de antecedentes penales en los lugares en los que hubiera vivido antes. Por último, también sería necesario entregar un certificado de empadronamiento.

Además, el solicitante deberá demostrar su integración en la sociedad española. Para ello, se le realizarán dos pruebas. En una -el examen DELE- se asegurará su dominio del español, salvo que su país de origen fuese hispano hablante. En la otra -el examen CCSE- se comprobarán sus conocimientos constitucionales y socioculturales. Todo ello deberá ser también entregado.

Una vez hecho esto, dará comienzo una revisión que puede durar meses o incluso años. En caso de que la solicitud sea aprobada, el solicitante será notificado -nunca electrónicamente, sino a través del encargado competente para la instrucción del Expediente- y se procederá a la jura de la Constitución española y la fidelidad al Rey. Tras ello, será inscrita la nacionalidad en el Registro Civil y el interesado recibirá, finalmente, el Documento Nacional de Identidad (DNI) y un pasaporte español.

Nacionalidad por Opción

Es necesario destacar que, además de la nacionalidad por residencia, también hay otras formas de obtener esta condición, aunque sus requisitos sean más concretos. En el caso de la nacionalidad por opción, está dirigida a quienes hayan estado o todavía estén sujetos a la patria potestad de alguien con nacionalidad española, o a aquellos cuyos padres fueran españoles y nacidos en España. Del mismo modo, también podría incluirse a quienes, en el momento de su nacimiento, su padre o madre hubiesen sido también españoles nacidos en España, entre otros supuestos similares.

Te puede interesar: El método para conseguir la nacionalidad española rápido y por decreto: así lo hicieron 108 personas en 2023

Nacionalidad por Carta de Naturaleza

Esta vía se usa cuando, de forma discrecional, el Gobierno otorga excepcionalmente la nacionalidad española. Lo debe hacer en circunstancias excepcionales que justifiquen dicha excepción, ora por razones humanitarias, interés público u otros motivos relevantes. Por ello, esta forma no se basa en el cumplimiento de condiciones ni estándares, por lo que es muy poco habitual. El procedimiento da comienzo con un Real Decreto, previa valoración del Consejo de Ministros del caso individual -como ocurrió en el caso del luchador Ilia Topuria recientemente-.

Nacionalidad por posesión de Estado

También tendrá derecho a la nacionalidad quien, sin ser consciente de que en realidad no es español, de forma continuada y de buena fe ha actuado como si fuese español y tuviese ya la nacionalidad durante 10 años, en base a un Título inscrito en el Registro Civil. Por lo tanto, dicha persona deberá haber tenido un comportamiento en el que ya se tenía a sí misma por española, tanto en derechos como en obligaciones en relación con los distintos órganos del Estado.

Como se puede ver, cada método tiene sus propios requisitos y su documentación particular. El proceso puede ser largo y requiere paciencia. También es muy recomendable consultar a un abogado especializado o con la propia Oficina de Extranjería para obtener información detallada y actualizada sobre el proceso y los requisitos específicos.

El Gobierno da el visto bueno a la nacionalidad española de Ilia Topuria (Europa Press)

<br/>

Guardar

Nuevo