(Archivo)
(Archivo)

Los reguladores europeos afirmaron hace unos días queestán profundizando en la investigación sobre la adquisición de la aplicación de reconocimiento musical Shazam por parte de Apple debido a las preocupaciones de que el acuerdo podría limitar las opciones de transmisión de música de las personas y debilitar injustamente a compañías como Spotify.

Shazam, que tiene su base en Gran Bretaña, permite a las personas usar los micrófonos de los teléfonos inteligentes para identificar las canciones que se reproducen a través de los altavoces, la televisión o la radio en cuestión de segundos. Actualmente, la aplicación identifica una canción y luego recomienda a las personas que utilicen un servicio de streaming como Spotify, Deezer o Apple Music para comprarla.

Los reguladores de Europa dicen que les preocupa que la adquisición podría dar a Apple una ventaja injusta si usara Shazam "para apuntar directamente a los clientes de sus competidores y alentarlos a cambiar a Apple Music". Una investigación profunda, afirman, también examinará qué ventaja tendría la compañía de Cupertino si se convirtiera en el único servicio de música que recibe referencias de Shazam.

"La forma en que la gente escucha música ha cambiado significativamente en los últimos años, con más y más europeos que usan servicios de transmisión de música", comentó Margrethe Vestager, comisionada a cargo de la política de competencia, a través de un comunicado. "Nuestra investigación tiene como objetivo garantizar que los fans continúen disfrutando de atractivas ofertas de transmisión de música y que no tengan menos opciones tras esta fusión".

Apple solicitó la aprobación del acuerdo en Europa el pasado 15 de marzo. Antes de esa presentación, siete países solicitaron a la Comisión Europea que revisara el acuerdo para analizar posibles repercusiones para la industria de la música, incluyendo Suecia, sede de Spotify, y Francia, donde Deezer tiene su central.

En diciembre, Apple anunció que compraría Shazam por USD 400 millones. Los analistas dicen que la adquisición es parte de la renovada penetración de Apple en el mundo de la música, brindando a la compañía la tecnología para encontrar las canciones que la gente busca más y crear una relación cercana con los mil millones de personas que han descargado la aplicación de Shazam.

La Comisión Europea dijo que publicará su conclusión sobre la adquisición el próximo 4 de septiembre. Apple no hizo ningún comentario público al respecto.

La empresa de Silicon Valley revolucionó la música digital con iTunes a principios de la década del 2000, pero se retrasó cuando la gente optó por comprar música a través de servicios de streaming en lugar de adquirir las canciones y los álbumes a través de esa plataforma.

Apple lanzó su propio servicio de transmisión llamado Apple Music en 2015, que ha crecido rápidamente. Los analistas dicen que la empresa está lista para superar a Spotify como líder del mercado de Estados Unidos en aproximadamente un año. Apple Music tiene aproximadamente 15 millones de usuarios en Estados Unidos, en comparación con los 18.2 millones de Spotify (internacionalmente, el número de usuarios activos de Spotify es aproximadamente el doble que el de Apple).

Apple Music también es un componente clave en la comercialización del altavoz inteligente HomePod, que se basa en Apple Music como su único servicio de música.

Shazam también es valioso para Apple además de sus características para la música. La compañía ha desarrollado un servicio de realidad aumentada, "visual Shazam", que puede identificar carteles, anuncios y otros productos. Apple ha invertido mucho en agregar capacidades de realidad aumentada al iPhone y otros productos.