Evo Morales y Nicolás Maduro, aliados en la región. El presidente de Bolivia apoyó al dictador y se opone a que llegue ayuda a los venezolanos (AFP)
Evo Morales y Nicolás Maduro, aliados en la región. El presidente de Bolivia apoyó al dictador y se opone a que llegue ayuda a los venezolanos (AFP)

El presidente boliviano Evo Morales mostró una vez más su apoyo al régimen dictatorial de Nicolás Maduro, al oponerse a la ayuda humanitaria que los países democráticos de la región y el mundo organizaron para paliar la crisis social y sanitaria que padecen los venezolanos.

"Lamentamos que la Ayuda Humanitaria quiera ser utilizada como 'Caballo de Troya' en Venezuela", dijo Morales en un mensaje esta mañana, horas antes de que comience el concierto que congregará a 32 artistas latinoamericanos.

En su apoyo explícito, Morales indicó que la ayuda humanitaria es un pretexto para "invadir y provocar una guerra". "Los hermanos latinoamericanos no podemos ser cómplices de una intervención militar. Defender a Venezuela es defender la soberanía de América Latina", manifestó el presidente de Bolivia.

En otro mensaje difundido por Morales en las últimas horas, culpó al presidente de los Estados Unidos por el envío de ayuda humanitaria. "Rechazamos las amenazas de Donald Trump al hermano país de Venezuela. Convocamos a los presidentes latinoamericanos a unirse a nuestra lucha contra la injerencia y la guerra en la Patria Grande. América Latina nunca volverá a ser el patio trasero de Estados Unidos", indicó el mandatario boliviano.

Morales, quien trata de forzar una nueva reelección pese al mandato popular que no se lo permite, es uno de los pocos aliados que tiene en la región el régimen de Maduro. El otro, el de Daniel Ortega, está sumido en una crisis política que podría derivar en un endurecimiento de su régimen o en su caída.

(AFP)
(AFP)

Ayer se cumplió un el tercer aniversario del referéndum convocado por el gobierno boliviano para determinar si el pueblo le permitía un tercer acceso a la presidencia a Morales. El resultado de dicha consulta fue contundente. Contrario al mandato popular, el actual presidente insiste en su cruzada para presentarse a unas nuevas elecciones y perpetuarse en el poder.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: