Los pozos de agua irregulares (archivo)
Los pozos de agua irregulares (archivo)

El concejal por San Antonio del Táchira, Carlos Chacón, denunció que más de 50 personas en los sectores Libertadores de América y Los Próceres, zona sur del municipio Bolívar del estado Táchira, en la frontera con Colombia, padecen hepatitis A. Según declaró para El Nacional, adquirieron la enfermedad por la falta de agua potable que durante meses viene afectando estas zonas.

Chacón indicó que en lo que va de año estas poblaciones solo han recibido agua a través de las tuberías "durante tres días seguidos hace un par de meses". De hecho, la última vez que obtuvieron el servicio con normalidad fue el 22 de diciembre de 2017.

"Al no existir agua potable es fácil para cualquier virus expandirse, esa cifra de 50 personas puede hasta duplicarse. No tenemos una cifra exacta ya que no existe ni información oficial y varias de estas personas han sido atendidas en centros de salud privados. En la visita realizada pude constatar que solo en una cuadra había siete personas con la enfermedad ya confirmada", explicó Chacón.

El agua es un lujo en Venezuela
El agua es un lujo en Venezuela

Desesperados, los venezolanos utilizan cisternas privadas que obtienen el agua de diferentes pozos y hasta el momento, se desconoce si es apta para el consumo humano. El costo del transporte es muy elevado.

"He recibido denuncias de algunos habitantes, que piden protección de su identidad para evitar represalias y quienes alegan que los vehículos oficiales que presta Hidrosuroeste también cobran, hasta en pesos lo hacen, esto para asegurar la distribución del agua. Ese año, ya han sido varias las protestas que se han efectuado frente al organismo, para disminuir los ánimos les envían carro tanques privados que son costeados por el ente, surten en promedio 400 litros de agua por casa, pero esa cantidad es poca para cubrir las necesidades básicas de un hogar durante tanto tiempo", dijo el concejal.

Un informe inédito de Caritas, que atiende a las áreas más pobres de cuatro estados, encontró que en abril solo el 27% de las familias tenía acceso continuo a agua potable de los suministros estatales. Alrededor del 65% tuvo acceso a menos de tres días a la semana. En el estado de Miranda, ninguna familia pobre tiene agua con más frecuencia.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: