"Para lograr retomar la senda que nos garantice el desarrollo sostenible, se requiere con urgencia un cambio de modelo político y económico. Un modelo económico que nos garantice revertir los peores índices económicos de toda nuestra historia contemporánea", indicó Fedecámaras en un comunicado.

La patronal recuerda que Venezuela entró en recesión en el primer trimestre de 2014, "cuando el precio del crudo seguía cerca de USD 100 por barril".

Agrega, en este sentido, que solo en 2017 "la economía va a decaer en un 12,5 %, acumulando una caída desde el 2013 de más de 35 %" y el bolívar "ha perdido el 99,5 % de su valor, desde el 2008" cuando se lanzó el llamado "bolívar fuerte".

"La economía vive una larga y profunda recesión, y lo más preocupante es que el Gobierno se mantiene sin tomar los correctivos necesarios, muy por el contrario, profundiza el mismo modelo causante de la destrucción del país", dice Fedecámaras en el comunicado.

Señala que este escenario de crisis no se observa solo en el aspecto económico, "sino también en el aspecto social, institucional y político, donde el Gobierno se confunde con el Estado y el Estado con el partido" y asegura que la Administración de Nicolás Maduro continúa "entrampado en una agenda política".

"Tenemos la obligación histórica de promover la tolerancia, el entendimiento, la aceptación y el reconocimiento entre iguales, y sentar las bases para un verdadero diálogo", agrega al hacer alusión al proceso de diálogo entre el Gobierno y la oposición que tendrá una segunda jornada mañana en República Dominicana.

Fedecámaras exhortó "a restaurar el diálogo social perdido" y apunta que "solo una política de concertación y consenso, garantizará una sólida institucionalidad democrática".

La oposición venezolana, reunida en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), dijo hoy que sólo suscribirá con el Gobierno de Maduro un acuerdo que garantice su "salida política" y "electoral", tras confirmar su asistencia a la reunión de diálogo de mañana.

Venezuela atraviesa en la actualidad por una severa crisis económica que se expresa, entre otros escenarios, en la situación de hiperinflación en la que ingresó desde octubre pasado y en escasez de productos esenciales incluyendo todo tipo de medicamentos.

Con información de EFE

LEA MÁS: