Las nuevas prácticas están basadas en inteligencia artificial neuronal (Foto: Archivo)
Las nuevas prácticas están basadas en inteligencia artificial neuronal (Foto: Archivo)

Desde hace más de veinte años, un estudio demostró que la experiencia laboral previa a la hora de contratar a una persona no es un indicador de éxito en el futuro. Es por eso que las nuevas compañías consideran obsoleto el curriculum vitae y han dado paso a nuevas prácticas, como la inteligencia artificial.

En la actualidad, compañías como Telsa, Accentur y LinkedIn han innovado de manera agresiva las prácticas de contratación apoyados por la tecnología de la neurociencia, que determina si un candidato es adecuado o no. Además de garantizar la probabilidad de éxito.

De acuerdo con el sitio especializado Inc., entre las modificaciones que las compañías introdujeron fue trabajar con Pymetrics, una empresa que se especializa en llevar a cabo un proceso académico de cuatro horas que permite evaluar las capacidades cognitivas y emocionales de una persona en un programa que dura trienta minutos.

Ahora los candidatos tendrán que realizar una serie de pruebas de destreza mental (Foto: Archivo)
Ahora los candidatos tendrán que realizar una serie de pruebas de destreza mental (Foto: Archivo)

En realidad, de lo que la inteligencia artificial se encarga es de medir los resultados de los candidatos, quienes son sometidos a tareas de destreza cerebral, como juegos de rompecabezas, resolución de problemas, realización de multitareas y de nivel de altruismo.

¿Cómo ayudan las pruebas a la contratación?

De acuerdo con los especialistas, los resultados arrojados por la inteligencia artificial ayudarán a que la compañía tenga una certeza de probabilidad de éxito, ya que se los compara con las métricas de los mejores empleados, lo que se presumirá como un candidato necesario para el equipo de trabajo.

Se sabe que los CEO de otras compañías están creando sus propios algoritmos similares a los de Pymetric, con la intención de poder determinar un ajuste en las métricas en las que no se tenga nada que ver la experiencia pasada, con el "apetito" de crecimiento.

En los cuestionarios, la inteligencia artificial formula preguntas en las que se analizan los sacrificios, el esfuerzo y el fracaso durante sus años de vida, siendo estos un indicador de cuánta ambición por progresar tiene una persona.

Los candidatos tendrán que demostrar su “apetito” de crecimiento y de éxito (Foto: Archivo)
Los candidatos tendrán que demostrar su “apetito” de crecimiento y de éxito (Foto: Archivo)

Al momento de entrevistar y evaluar a un candidato se le preguntará quién se encargó de pagar su escolaridad universitaria, ya que ese interrogante puede decir mucho de una persona, porque si tuvo que trabajar al mismo tiempo que cursó la universidad, puede traducirse como que es un posible candidato que sabe equilibrar su tiempo, el cual aprendió como adulto joven.

Hablar de personas con apetito implica referirse a personas que son impulsadas a través del éxito y lo que buscan es alcanzar objetivos, mover las cosas a largo plazo, lo que podría reflejarse en eficiencia laboral.

Estas prácticas contribuyen a que las empresas logren encontrar un equilibrio en su personal, además de aportar diversidad. De acuerdo con Frida Polli, CEO de Pymetric, una de las ventajas de los algoritmos de la compañía es que eliminan las brechas de género y étnicos.