Volodimir Zelensky aseguró que la contraofensiva de Ucrania para recuperar territorios ocupados por las tropas rusas ya está en marcha

El presidente se limitó a decir que inició la operación pero no reveló su alcance ni los detalles. Este sábado se reunió con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, en Kiev

Guardar

Nuevo

El presidente ucraniano, Volodimir Zelensky (Servicio de Prensa de la Presidencia de Ucrania/Handout vía REUTERS)
El presidente ucraniano, Volodimir Zelensky (Servicio de Prensa de la Presidencia de Ucrania/Handout vía REUTERS)

El presidente ucraniano, Volodimir Zelensky, afirmó este sábado que la esperada contraofensiva para recuperar territorios ocupados por las tropas rusas ya está “en marcha”, aunque sin revelar el alcance ni los detalles sobre su estado.

El líder ucraniano afirmó que no daría informaciones sobre “el estado” en que se encuentra esa operación militar, a preguntas formuladas durante una rueda de prensa conjunta con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, quien llegó este sábado a Kiev en una visita no anunciada previamente.

El presidente ruso, Vladimir Putin, aseguró ayer que la contraofensiva ya había comenzado, para añadir a continuación que los ataques ucranianos de los días pasados en el frente habían “fracasado”. Desde Kiev no se había confirmado hasta entonces un inicio de dichas operaciones.

En su rueda de prensa con Zelensky, Trudeau anunció un nuevo paquete de ayuda militar a Ucrania, así como la participación de su país en el entrenamiento de pilotos ucranianos en el manejo de aviones de combate F-16.

Este nuevo paquete de ayuda será de 500 millones de dólares, informó el portal Ukrinform, e incluirá 299 misiles AIM-7 de defensa aérea, según el portal Ukranian, que remite esos detalles a un comunicado del gobierno canadiense desde Otawa, coincidiendo con la visita.

Justin Trudeau junto a Volodimir Zelensky (REUTERS/Valentyn Ogirenko)
Justin Trudeau junto a Volodimir Zelensky (REUTERS/Valentyn Ogirenko)

El país norteamericano participa asimismo en la organización de un centro logístico y de mantenimiento en Polonia para los tanques Leopard suministrados por aliados occidentales a Ucrania.

La visita de la delegación canadiense se produce mientras Zelensky refuerza los esfuerzos para paliar los efectos de las inundaciones causadas por la voladura de la presa de Kajovka y mientras se suceden los intensos combates en el frente.

En otro orden, al menos tres muertos y 26 heridos dejó un ataque ruso con cohetes y aviones no tripulados ocurrido en zonas residenciales de la región ucraniana de Odesa, en el sur del país, según informaron fuentes oficiales.

La Administración Militar Regional de Odesa denunció ataques efectuados por por drones kamikaze Shahed-136 y Shahed-131.

La defensa aérea de la zona destruyó los aparatos, pero sus fragmentos impactaron contra un edificio residencial de la región, lo que provocó un incendio que fue controlado poco después.

Entre los 26 heridos hay tres niños en pronóstico reservado, según el balance provisional de la administración, recogido por el portal ucraniano Real Gazeta.

Este viernes las tropas rusas atacaron Kherson durante los esfuerzos de evacuación en curso tras el colapso de la represa de Kajovka, hiriendo a tres personas, incluida una niña.

(Con información de EFE y AFP)

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo