Israel aprobó el uso de la píldora de Merck contra la covid-19

El ministro israelí de Sanidad advirtió no obstante de que los “medicamentos contra la enfermedad no sustituyen a la vacuna” y pidió a la población no inoculada que se inmunice

La píldora para el tratamiento de COVID-19, llamada molnupiravir desarrollada por Merck & Co (Merck & Co Inc vía REUTERS)
La píldora para el tratamiento de COVID-19, llamada molnupiravir desarrollada por Merck & Co (Merck & Co Inc vía REUTERS)

El ministerio israelí de Sanidad aprobó hoy el uso de la pastilla antiviral contra la covid-19 de la empresa farmacéutica estadounidense Merck y anunció la firma de un contrato para recibir la primera remesa.

Israel ha comenzado también a administrar el fármaco Paxlovid, la píldora de Pfizer, con el fin de incluir los tratamientos en la estrategia para combatir la pandemia, además de la vacunación.

La Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA en inglés) autorizó en diciembre el uso de emergencia de esta pastilla, conocida también como molnupiravir o lagevrio, que reduce las hospitalizaciones y muertes por covid en casi un 30%.

El tratamiento fue autorizado en adultos en riesgo que deberán comenzar el tratamiento de cápsulas durante los primeros cinco días en los que hayan presentado síntomas de leve a moderados.

El fármaco previene la multiplicación del virus al atacar la enzima que este utiliza para hacer copias de sí mismo, y mantiene la carga viral a niveles bajos en el organismo, por lo que reduce la gravedad de la enfermedad.

Reino Unido fue el primero en aprobar el uso de este fármaco.

El ministro israelí de Sanidad, Nitzan Horowitz, advirtió este fin de semana de que los “medicamentos contra la covid no sustituyen a la vacuna” y pidió a la población no inoculada que se inmunice.

El ministro de Salud israelí Nitzan Horowitz. (EFE/EPA/ABIR SULTAN/Archivo)
El ministro de Salud israelí Nitzan Horowitz. (EFE/EPA/ABIR SULTAN/Archivo)

Ran Balicer, presidente del panel nacional de expertos de Israel sobre Covid-19, dijo la semana pasada que los medicamentos orales podrían “reducir drásticamente el riesgo de enfermedades graves, reduciendo potencialmente así también la carga hospitalaria general”.

Los tratamientos orales bloquean la capacidad del virus para replicarse y deberían resistir variantes, dicen los expertos.

Hasta ahora, los principales tratamientos para Covid han sido los anticuerpos sintéticos o el remdesivir antiviral de Gilead, que se administran por infusión.

Estados Unidos ha pagado US$ 5.3 mil millones por 10 millones de ciclos del nuevo tratamiento de Pfizer, así como US$ 2.2 mil millones por el tratamiento de su rival Merck, cuya píldora parece ser menos efectiva.

El regulador de medicamentos de la Unión Europea también ha permitido que los estados miembros utilicen los medicamentos Covid de Pfizer antes de la aprobación formal como medida de emergencia.

Además, Israel comenzó el 31 de diciembre a administrar la cuarta dosis en personas inmunodeprimidas y anunció una campaña con esta segunda dosis de refuerzo entre los mayores en residencias, hospitales geriátricos y viviendas protegidas tras detectar un aumento de los contagios en estos centros.

El país tiene hoy casi 6 millones de residentes de una población de más de 9 millones vacunados con las dos dosis, y 4,2 millones inoculados con la tercera.

(Con información de EFE y AFP)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR