Ni el mejor piloto, ni el mejor administrador: la sorprendente nueva adquisición de Ferrari para conducir la empresa

La elección de Benedetto Vigna, un ejecutivo con una sólida experiencia en semiconductores y chips, indica que la casa de Maranello se prepara a dar el salto hacia la trasformación eléctrica de sus autos

El logo de Ferrari, con su célebre "Cavallino Rampante", visto en la parrilla de un automóvil Ferrari GTC4Lusso en el 86° Salón Internacional del Automóvil de Ginebra, Suiza, el 1 de marzo de 2016. (REUTERS / Denis Balibouse / Foto de archivo)
El logo de Ferrari, con su célebre "Cavallino Rampante", visto en la parrilla de un automóvil Ferrari GTC4Lusso en el 86° Salón Internacional del Automóvil de Ginebra, Suiza, el 1 de marzo de 2016. (REUTERS / Denis Balibouse / Foto de archivo)

Ferrari, el célebre fabricante italiano de automóviles deportivos, eligió a un ejecutivo de tecnología para navegar en la transición hacia la electrificación de la industria automotriz, y nombró a Benedetto Vigna como su nuevo director ejecutivo.

El italiano de 52 años es actualmente miembro del comité ejecutivo del fabricante francés de chips STMicroelectronics y director de su Grupo de Sensores, MEMS (Sistemas Microelectromecánicos y Analógicos).

Vigna se incorporará a la casa de Maranello el 1 de septiembre de 2021. Su nombramiento llena una vacante de seis meses al frente de Ferrari, donde el ex director ejecutivo Louis Camilleri se retiró en diciembre por razones personales, después de estar en el cargo durante casi dos años y medio.

El presidente de Ferrari, John Elkann, descendiente de la familia Agnelli y que ha dirigido la empresa de forma interina desde que Camilleri dimitió, dijo que la compañía estaba “encantada” de dar la bienvenida a Vigna como su nuevo director ejecutivo.

“Su profundo conocimiento de las tecnologías que impulsan gran parte del cambio en nuestra industria, y su probada innovación, desarrollo empresarial y habilidades de liderazgo, fortalecerán aún más a Ferrari y su historia única de pasión y desempeño en la emocionante era que se avecina”, dijo Elkann en un comunicado el miércoles.

Ferrari está controlado por la familia Agnelli a través de su firma de inversiones Exor. Elkann también es presidente de Stellantis, la empresa nacida de la reciente fusión entre Fiat Chrysler y PSA, el grupo francés que incluye a Peugeot, Citroen y Opel.

El presidente de Ferrari John Elkann durante la presentación del auto de Fórmula 1 SF1000 en 2020. (Ferrari prensa via REUTERS)
El presidente de Ferrari John Elkann durante la presentación del auto de Fórmula 1 SF1000 en 2020. (Ferrari prensa via REUTERS)

“Es un honor extraordinario unirme a Ferrari como consejero delegado y lo hago en igual medida con entusiasmo y responsabilidad. Entusiasmado por las grandes oportunidades que podremos aprovechar”, dijo por su parte Vigna. “Y con un profundo sentido de responsabilidad hacia los extraordinarios resultados y habilidades de los hombres y mujeres Ferrari, de todos los grupos de interés de la compañía y de aquellos que, en todo el mundo, tienen una pasión única por Ferrari”.

La prioridad de Benedetto Vigna, agregó, “será asegurar que Ferrari continúe fortaleciendo su liderazgo como creador de los autos más bonitos y tecnológicamente más avanzados del mundo”.

Con una amplia experiencia internacional trabajando con algunas de las empresas de tecnología líderes en el mundo, Vigna, de 52 años, nació en la provincia de Potenza, en la pequeña ciudad de Pietrapertosa, y se graduó en física por la Universidad de Pisa.

Benedetto Vigna, nuevo CEO de Ferrari (Ferrari via REUTERS)
Benedetto Vigna, nuevo CEO de Ferrari (Ferrari via REUTERS)

Se unió a STMicroelectronics en 1995 y fundó los negocios de MEMS de la compañía. “Su amplio conocimiento, resultado de más de 26 años de experiencia en el corazón de la industria de los semiconductores, que está transformando rápidamente el sector de la automoción, acelerará la capacidad de Ferrari para abrir nuevos caminos en la aplicación de tecnologías de última generación”, dijo la casa del Cavallino rampante.

La elección de un ejecutivo con una sólida experiencia en semiconductores y chips indica que Ferrari se prepara al salto hacia la industria tecnológica y la trasformación eléctrica de sus autos. Además, los fabricantes de automóviles y otras industrias se han visto acosados por una grave escasez de semiconductores a medida que las economías se reabren tras la pandemia de coronavirus.

El Ferrari SF90 Stradale, uno de los modelos híbridos de la empresa. Cuenta con cuatro motores, tres eléctricos y un V8 naftero. (Ferrari via REUTER)
El Ferrari SF90 Stradale, uno de los modelos híbridos de la empresa. Cuenta con cuatro motores, tres eléctricos y un V8 naftero. (Ferrari via REUTER)

“El nombramiento es muy inesperado y, en nuestra opinión, refleja la necesidad de ‘reinventar’ Ferrari y la dificultad de conseguir candidatos dispuestos a asumir la tarea”, dijo a Reuters el analista de Jefferies, Philippe Houchois, en una nota de investigación.

Ferrari, que ya ofrece modelos híbridos, prometió su primer automóvil totalmente eléctrico para 2025.

En abril, Elkann dijo que el nuevo director ejecutivo de Ferrari debería tener “todas las cualidades adecuadas, incluidas, lo que es más importante, las capacidades tecnológicas”, minimizando las especulaciones iniciales de que el nuevo jefe podría tener experiencia en el lujo o el comercio minorista.

(Con información de Reuters, EFE, AFP)

SEGUIR LEYENDO: