Donald Trump habló esta semana con Jalifa Haftar, el jefe militar libio que lucha por apoderarse de la capital, Trípoli, informó este viernes la Casa Blanca.

Trump y Haftar hablaron el pasado lunes "para discutir los esfuerzos en curso contra el terrorismo y la necesidad de lograr la paz y la estabilidad en Libia", según la oficina de prensa de la Casa Blanca.

El presidente de Estados Unidos "reconoció el importante papel del mariscal Haftar en la lucha contra el terrorismo y para asegurar los recursos petroleros de Libia".

En su llamada telefónica, "los dos hablaron de una visión compartida de la transición de Libia hacia un sistema político democrático y estable".

La Casa Blanca no explicó, no obstante, por qué demoró en informar sobre la llamada telefónica.

Jalifa Haftar fue uno de los principales generales de Gaddafi hasta su captura en Chad; luego se convirtió en un enemigo (Abdullah DOMA/AFP)
Jalifa Haftar fue uno de los principales generales de Gaddafi hasta su captura en Chad; luego se convirtió en un enemigo (Abdullah DOMA/AFP)

Haftar lanzó una ofensiva el 4 de abril para apoderarse de Trípoli, iniciativa que amenaza con hundir al país del norte de África en una agitación aún más profunda.

Considerado por sus aliados, Egipto y los Emiratos Árabes Unidos, como un baluarte contra los islamistas, Haftar ha declarado que quiere tomar la capital, actualmente controlada por un gobierno reconocido por la ONU y una gran variedad de milicias.

El militar respalda a una administración rival con sede en el este de Libia que se niega a reconocer la autoridad del gobierno de Trípoli.

Una propuesta británica en el Consejo de Seguridad de la ONU para exigir un alto el fuego en Libia fue rechazada el jueves por Rusia y Estados Unidos.

Rusia insistió en no criticar a Haftar en la resolución propuesta, mientras que Estados Unidos alegó que quería más tiempo para considerar la situación, dijeron diplomáticos.

Crecen los enfrentamientos en Libia por el control de Trípoli (AFP)
Crecen los enfrentamientos en Libia por el control de Trípoli (AFP)

En este contexto, este jueves el gobierno de Trípoli emitió una orden de arresto contra el mariscal.

El fiscal general militar del Gobierno de unión nacional (GNA) ordenó la detención de Haftar y de seis de sus oficiales, acusados de ataques aéreos contra instalaciones y barrios civiles. La orden de arresto es la respuesta al mandato emitido el 11 de abril por el Ejército nacional libio (ANL) de Haftar contra el jefe del GNA, Fayez Al Sarraj, y otros responsables de su gobierno.

En ese contexto, el emisario de la ONU, Ghassan Salamé, dijo el jueves que en Libia existe el riesgo de "una conflagración generalizada", "alentada" por las divisiones internacionales.

Desde la caída en 2011 del régimen del dictador Muamar Gadafi tras una revuelta popular, Libia está hundida en el caos con numerosas milicias que imponen su ley y una lucha por el poder entre el GNA de Fayez al Sarraj, en Trípoli, y el ENL de Haftar, el líder del este libio.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: