¿El primer paso hacia la reconciliación?: los príncipes William y Harry se mostraron juntos y hablando distendidos en el funeral del Duque de Edimburgo

La prensa captó el momento donde los hermanos intercambiaron palabras junto a Kate Middleton que oficia de mediadora

El príncipe William, Harry y Kate Middleton saliendo juntos de St. George's Chapel luego del funeral del Duque de Edimburgo
El príncipe William, Harry y Kate Middleton saliendo juntos de St. George's Chapel luego del funeral del Duque de Edimburgo

Los seguidores de la realeza británica esperaban el encuentro entre hermanos. Finalmente - luego de un año sin verse- y tras las explosivas declaraciones de los Duques de Sussex a Oprah Winfrey, los príncipes William y Harry volvieron a estar cara a cara.

El príncipe William y Harry hablaron mientras salían del funeral de su abuelo el duque de Edimburgo en el Castillo de Windsor hoy. El Duque de Sussex, llegó de California el pasado fin de semana y realizó la cuarentena en Frogmore Cottage.

Recién hoy se los vio juntos en publico. William, de 38 años, y Harry, de 36, estaban entre los nueve miembros de la Familia Real que caminaron detrás del ataúd - aunque separados por su primo Peter Philips, por pedido de la reina para minimizar tensiones.

““Los arreglos de lugares se han acordado y representan los deseos de Su Majestad, así que no vamos a decir nada más al respecto”, declararon fuentes cercanas al palacio bajando tono a la decisión.

La prensa captó el momento donde los hermanos - junto a Kate Middleton- intercambiaron palabras al regresar al castillo luego del servicio funébre.

El amigo de Harry, Tom Bradby, que estaba presentando la cobertura de ITV del funeral hoy, dijo: “Los funerales son un momento de reconciliación y ese es un espectáculo, seamos honestos, que muchos querían ver. No menos importante la familia en sí”.

Aproximadamente una hora antes, el duque de Cambridge entró en la capilla un lugar antes que su hermano menor, y los hermanos estaban sentados uno frente al otro durante el servicio, con William junto a su esposa Kate Middleton.

William y Harry parecían conmovidos mientras caminaban en silencio detrás del Land Rover -especialmente adaptado que llevaba el ataúd de su abuelo mientras se dirigía a la capilla- miraban al frente mientras ambos vestían trajes negros. Se esperaba que la pérdida de su amado abuelo, pudiera iniciar el proceso de acercamiento.

El duque y la duquesa de Cambridge habían sido vistos anteriormente con máscaras faciales cuando salían del Palacio de Kensington en el oeste de Londres en la parte trasera de un vehículo antes de ser conducidos los 32 kilómetros hasta Windsor para el funeral.

Durante el servicio los hermanos estuvieron sentados separados
Durante el servicio los hermanos estuvieron sentados separados

Hablando sobre la conversación de los hermanos hoy, la experta en lenguaje corporal Judi James le dijo a medio MailOnline: ‘El momento de conexión entre William y Harry llegó justo al final del servicio cuando salieron de la capilla. En un momento bien coordinado pero también relativamente natural, Harry se acercó a William y Kate para luego unirse a ellos, caminar entre ellos y charlar con ambos. Después de unos segundos de lo que parecía una conversación natural y no cohibida, Kate retrocedió, dejando a los dos hermanos caminando solos. Parecía un momento genuino de unidad en lugar de algo ideado para las cámaras ‘.

Los asistentes reales han estado ‘caminando sobre cáscaras de huevo’ mientras intentan navegar por la brecha entre los hermanos, dijeron las fuentes anoche mientras persisten las tensiones después de la amarga separación de Harry y Meghan de la familia real el año pasado, y todos los escándalos que le siguieron.

Lo cierto es que ambos hermanos están predispuestos a mantener la paz para apoyar a su abuela, la reina Isabel II, ¿será este el primer paso a la inminente reconciliación?

SEGUIR LEYENDO: