¿Otro heredero en la dinastía Grimaldi? Alberto de Mónaco se enfrenta a una nueva demanda de paternidad

Una mujer brasileña afirma que el príncipe es el padre de su hija, nacida en 2005, y pidió una prueba de ADN ante una corte de Milán

Alberto de Mónaco junto a su mujer y sus hijos (AFP)
Alberto de Mónaco junto a su mujer y sus hijos (AFP)

Además de los cuatro hijos biológicos reconocidos que tiene -dos de su matrimonio con su esposa y otros dos de relaciones previas- el prínciple Alberto de Mónaco podría tener otro heredero de su inmensa fortuna. Es que una mujer brasileña afirma que tiene una hija fruto de una relación con el príncipe y está dispuesta a acudir a la justicia para conseguir que la reconozca.

La mujer en cuestión, que quiere proteger su identidad, afirma que tuvo una relación con el príncipe en 2004, de la cual fue fruto su hija. Por eso, ha presentado una demanda de paternidad en una corte de Milán y solicita al príncipe que se someta a una prueba de ADN, algo a lo que él lleva años negándose.

Según adelanta el portal francés especializado en monarquías Histoires Royales, la mujer, identificada como Maria S., y su hija, viven en Italia desde hace años, y por eso el juicio se celebrará en ese país. La demandante asegura que conoció a Alberto de Mónaco en un viaje que el príncipe hizo a Brasil, y que mantuvieron una relación en la que él llegó a invitarla a viajar a Europa. Tras quedarse embarazada y dar a luz a su hija, le mandó fotografías de la niña al príncipe, que cortó toda comunicación con ella tras la noticia.

El abogado de Maria S, llamado -casualmente- Erich Grimaldi, el mismo apellido que tiene la familia principesca de Mónaco, ha explicado a la web francesa que ellos prefieren no ir a juicio, pese a tener este fecha señalada. “Mi cliente quiere permanecer en el anonimato porque teme consecuencias negativas si se conoce su identidad. La fecha del juicio se ha fijado para febrero de 2021. Sin embargo, esperamos llegar a un acuerdo antes, porque para proteger a la hija de mi cliente debemos evitar una demanda”, afirmó el abogado en declaraciones a la publicación.

“Este proceso me parece innecesario si el asunto sa puede resolverse con una prueba rápida de ADN. Ahora hemos acudido a la Corte después de haber intentado, sin éxito, llegar a una conciliación amistosa”, añadió el letrado italiano.

El príncipe ya está en conocimiento de la situación y las autoridades italianas se han puesto en contacto con él para dejarle constancia de la demanda. No obstante, Alberto de Mónaco eligió no hablar públicamente sobre el tema.

Alberto es padre también de Jazmin Grace Grimaldi, nacida en 1992 en California fruto de una relación en 1991 con la estadounidense Tamara Rotolo, con la que tuvo una aventura de verano, en la Costa Azul, hace poco más de veinte años. Una noticia que no le hizo demasiada gracia a su esposa, Charlene, con quien tiene dos hijos gemelos, los príncipes Jacques y Gabriella, de 5 años. Padre e hija mantienen una relación fluida y él la reconoció en 2006.

Alberto de Monaco con su hija Jazmin Grace Grimaldi (@jazmingrimaldi)
Alberto de Monaco con su hija Jazmin Grace Grimaldi (@jazmingrimaldi)

En abril de 2005, la revista francesa París Match publicó una entrevista de diez páginas con Nicole Coste, una ex azafata togolesa de Air France, que afirmaba ser la madre de Alexandre Éric Stéphane, un hijo secreto de Alberto de Mónaco, nacido en 2003 y que hoy tiene 16 años. Aunque el príncipe se hizo responsable financieramente de su hijo, su reconocimiento legal no llegaba, por lo que Coste decidió hacer pública su situación y al príncipe no le quedó otra alternativa que admitir su paternidad.

Al tratarse de un varón, la Casa Grimaldi tuvo que apresurarse a aclarar que la existencia del pequeño no tendría ninguna incidencia en el futuro de la dinastía, ya que los hijos fuera del matrimonio no figuran en la línea sucesoria.

Alberto mantiene hoy una relación fluida con sus hijos mayores y se ven en ocasiones importantes. Aunque ambos gozan de los beneficios económicos y educacionales del principado y heredarán la fortuna correspondiente, ninguno de los dos podrá acceder a la línea de sucesión al trono, pues la ley monegasca los excluye de tal privilegio.

El príncipe Alberto II de Mónaco, su esposa, la princesa Charlene, y sus hijos, el príncipe Jacques y la princesa Gabriella, en un balcón durante la tradicional procesión de Sainte Devote, en Mónaco. 27 de enero de 2020. (REUTERS)
El príncipe Alberto II de Mónaco, su esposa, la princesa Charlene, y sus hijos, el príncipe Jacques y la princesa Gabriella, en un balcón durante la tradicional procesión de Sainte Devote, en Mónaco. 27 de enero de 2020. (REUTERS)

Alberto II de Mónaco es el actual príncipe soberano de Mónaco, sucediendo a su padre Raniero III, que ejerció desde el 12 de abril de 1950 hasta su muerte el 6 de abril de 2005. Conocido por su largo historial amoroso con famosas como Brooke Shields y Claudia Schiffer, el hijo de Grace Kelly se casó con la nadadora sudafricana Charlene Wittstock en julio de 2011. Tres años después, la pareja anunciaba el esperado embarazo que daba continuidad al legado. Los gemelos Jacques y Gabriella nacieron en diciembre de 2014. El niño, aunque nació después que su hermana, es el heredero del famoso principado.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Los secretos del noviazgo del príncipe Harry y Meghan Markle: de los mensajes en clave en las redes sociales a una dolorosa traición

Cuál fue la escena de desprecio público de la reina Isabel II hacia Meghan Markle y el príncipe Harry que los convenció de renunciar a la familia real