Fiscal ordenó investigar el suicidio de Verónica, la empleada española que terminó con su vida tras la difusión de un video sexual

Verónica se suicidó tras saber que más de 2.000 trabajadores de su empresa habían visto un video íntimo en el que aparecía (Foto: Iveco/ElEspañol)
Verónica se suicidó tras saber que más de 2.000 trabajadores de su empresa habían visto un video íntimo en el que aparecía (Foto: Iveco/ElEspañol)

La Fiscalía ha iniciado diligencias para investigar el suicidio de Verónica, una empleada de 32 años que se ahorcó este sábado en Madrid, después de saber que en su trabajo se había difundido sin su autorización un video sexual en el que ella aparecía.

La Fiscal de la Sala de Criminalidad Informática, Elvira Tejada, solicitó un informe a la Policía Nacional para que se investigue si se dieron hechos constitutivos de delito, según fuentes citadas por la agencia EFE.

Aunque en un principio la policía decretó el caso como suicidio y rechazó investigar la muerte porque no existía una denuncia, ahora trabajan de oficio, a petición de la fiscal.

Tratarán de descubrir cómo se filtró el video, y qué empleados de la empresa en la que trabajaba Verónica compartieron las imágenes. También realizan averiguaciones para determinar si algún compañero la acosó después de que se viralizara la grabación.

La víctima trabajaba en una planta de Iveco en San Fernando de Henares, Madrid, que cuenta con una plantilla de más de 2.000 empleados, muchos de los cuales vieron el video. En la planta, Verónica ejercía como operadora de grúa.

En las imágenes, que fueron grabadas hace más de cinco años, aparece la fallecida con su ex pareja, quien también trabajaba en la planta de Iveco donde Verónica ejercía como operadora de grúas. Según sus compañeras, la fallecida tenía miedo de que el video, que grabó antes de casarse, llegara a su actual esposo y padre de sus dos hijos.

Ahora la Fiscalía busca conocer si fue la propia víctima quien filtró las imágenes por error, o si fue su antiguo novio quien sacó a la luz la grabación íntima. Según pudo saber Europa Press, la Agencia Española de Protección de Datos también inició ya una investigación del caso.

Los trabajadores de Iveco se concentraron en el exterior de la empresa este martes para repudiar lo ocurrido (Foto: La Sexta Noticias)
Los trabajadores de Iveco se concentraron en el exterior de la empresa este martes para repudiar lo ocurrido (Foto: La Sexta Noticias)

Más de 150 trabajadores de Iveco se concentraron este miércoles a las puertas de la compañía por segundo día consecutivo para repudiar lo que ocurrió.

"Creo que la gente no es consciente de lo que pueden suponer sus actos a veces, lo que puede llegar a desencadenar lo que para ellos podía parecer una broma", comentó a EFE un trabajador de las oficinas.

"A lo mejor no lo vieron 2.500 trabajadores, pero sí 2.000. A mí no me llegó ni lo vi, pero se vio por toda la zona, sabes quién lo tiene y quién lo puede enseñar", reconoció otro trabajador durante la manifestación.

El sindicato Comisiones Obreras acusó a Iveco de pasividad y omisión

En un comunicado emitido el martes, el Comité de empresa dijo que no podían "dejar de sentir dolor y consternación por el atroz suceso y señaló que "esto no tendría que haber pasado".

Tras su mensaje, el departamento de recursos humanos de Iveco aprovechó para asegurar que habían actuado correctamente, y que los jefes y directivos sabían del caso desde el jueves, y habían ofrecido a la víctima múltiples soluciones, como darse de baja o cambiarse de planta. Según su versión, la animaron a que denunciara los hechos ante la Policía.

Sin embargo, el sindicato español Comisiones Obreras (CCOO) no cree en absoluto en la versión de Iveco. Asegura que dos delegados de CCOO acompañaron a Verónica el jueves a una reunión con la responsable de igualdad de la empresa. Iveco, asegura, siempre creyó que se trataba de un asunto personal y no de ámbito laboral, por lo que no emprendió ninguna medida.

Tras la reunión, la abogada del sindicato encargada del caso, Raquel Márquez, inició el procedimiento formal, según reveló al diario español El País.

"El viernes, con el escrito ya terminado para continuar con la formalización del procedimiento, fuimos a buscar a la trabajadora, que en ningún momento dio su consentimiento para que ese video se difundiera, pero ya se había marchado de su puesto debido a un ataque de ansiedad", explicó la letrada.

Un día más tarde, Verónica se ahorcó. Comisiones Obreras ya anunció que interpondrá una denuncia ante la Inspección de Trabajo para que el suicidio se considere un accidente laboral y se tomen medidas disciplinarias y penales contra los responsables.

"Esto está contemplado como acoso sexual, por lo que hay un incumplimiento de la Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres. Además, la empresa lo sabía y no hizo nada, ni evaluó el riesgo ni tomó medidas preventivas, así que también incumple la Ley 31/95 de Prevención de Riesgos Laborales", apuntó la abogada al diario español.

Pero estos no fueron los únicos delitos en los que se incurrió en el caso de Verónica. El más grave es el que implica la violación del derecho fundamental a la imagen y a la intimidad. Si la inspección de trabajo determina que el personal de la empresa cometió esta ilegalidad, cada uno de los trabajadores que compartió el video podría enfrentar una pena de prisión de entre tres meses y un año de prisión.

"Si la Inspección de Trabajo lo considera como indicio de delito, y esto el día de mañana es penal y hay responsabilidades, iremos como acusación popular si podemos", añadió Raquel Márquez.

 

En México el Sistema Nacional de Apoyo, Consejo Psicológico e Intervención en Crisis por Teléfono (SAPTEL) ofrece atención telefónica las 24 horas del día en el número: 0155 5259-8121. En los Estados Unidos se puede marcar el +1-888-628-9454.

En el Centro de Asistencia al Suicida de Buenos Aires atienden a cualquier persona en crisis en las líneas gratuitas 135 desde Buenos Aires y GBA o al +54-11 5275-1135 las 24 horas del día. Está también el Centro de Atención al Familiar del suicida (CAFS): Tel. (011) 4758-2554 (cafs_ar@yahoo.com.ar – www.familiardesuicida.com.ar).

En Estados Unidos, existe la Red Nacional de Prevención del Suicidio para pedir ayuda; puedes llamar al 1-888-628-9454 o al 1-800-273-8255, la línea del Servicio Nacional de Prevención del Suicidio, para hablar con alguien que te brindará apoyo gratuito y confidencial las 24 horas del día, los siete días de la semana. Los CDC también recomiendan sus propias políticas, programas y prácticas de prevención.