Pedro Sánche, presidente del gobierno de España (Manuel Cortina)
Pedro Sánche, presidente del gobierno de España (Manuel Cortina)

El presidente del gobierno de España, Pedro Sánchez, aseguró este sábado que España ha "asumido una posición de liderazgo" en cuestiones migratorias y durante la cumbre del G20, en un contexto de masiva llegada de refugiados y migrantes a las costas españolas en el último año.

"Hemos conseguido vencer la resistencia de ciertos países a evitar el tratamiento de los refugiados y la inmigración; no podíamos volver a nuestros países sin tratar el tema de la inmigración", indicó Sánchez, del partido socialista.

"Por iniciativa española el texto incluye la referencia a las migraciones y hemos logrado que se mantenga en agenda para el próximo G20 en Japón", agregó.

Sánchez ofreció una conferencia de prensa luego de que trascendiera el documento final de la cumbre organizada por primera vez en Argentina, titulado "Construyendo consenso para un desarrollo justo y sostenible".

Sobre el cambio climático, uno de los ejes de las discusiones en Buenos Aires, el mandatario señaló que había "constatado la persistencia de diferencias entre el gobierno de Estados Unidos y los restante miembros", en referencia a la salida del país del acuerdo climático de París.

"Lo positivo es que la declaración incluye el apoyo de los 19 países a la aplicación de los compromisos de París", contrastó.

Pedro Sánchez en una conferencia de prensa durante la segunda jornada del G20 en Buenos Aires (Manuel Cortina)
Pedro Sánchez en una conferencia de prensa durante la segunda jornada del G20 en Buenos Aires (Manuel Cortina)

Sánchez también se refirió al valor del G20 como foro multilateral. "Hemos intentado avanzar en una gobernabilidad global más justa y próspera, y siento que podemos estar satisfechos. En un momento dado, cuando se esta cuestionando el orden multilateral, cuando existen cada vez menos espacios para dialogar, el G20 tiene un valor extraordinario".

Sobre el final el presidente del gobierno español también se refirió a la polémica en torno a la final de la Copa Libertadores de América entre los clubes argentinos Boca Juniors y River Plate, que debió ser suspendida tras una serie de incidentes y fuera ahora reprogramada por Conmebol para ser jugada en Madrid, España.

"Para España es un honor el poder albergar el superclásico entre Boca y River. España siempre estará del lado del deporte y la convivencia, vamos a desplegar todo el aparato de seguridad que siempre se ha usado en todo evento deportivo, como ya se ha hecho en Madrid, para que sólo participen los deportitas y el gran pueblo argentino. Si puedo, iré", indicó.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: