Avanza la batalla judicial en Florida por la la nueva ley que impuso fuertes restricciones al aborto

El juez John C. Cooper dio la orden en un caso impuesto por un grupo de proveedores de servicios de salud que argumenta que la constitución estatal garantiza el derecho al acceso al aborto

Ron DeSantis, gobernador del estado de Florida
Ron DeSantis, gobernador del estado de Florida

El primero de julio entraron en vigor las nuevas leyes firmadas por el gobernador de la Florida, Ron DeSantis, incluida la controversial ley que pone limitaciones al acceso al aborto después de las 15 semanas de gestación.

Pero hoy un juez de la Florida bloqueó temporalmente esta ley, un hecho que se esperaba después de que la semana pasada en una audiencia oral el mismo juez dijera que la ley violaba la constitución estatal.

Se trata del juez John C. Cooper, quien emitió la orden en un caso presentado por proveedores de salud reproductiva del estado que alegan que la constitución estatal garantiza el derecho al procedimiento. Lógicamente el estado apeló de inmediato y la ley se reestableció.

El hecho ocurre en medio de un gran debate nacional acerca de las leyes que tocan el tema del aborto. La Corte Suprema de Justicia desestimó tras casi cinco décadas el fallo Roe v. Wade que hacía que el aborto fuera legal en los cincuenta estados, pese a que no hubiese una ley federal al respecto.

Protestas a lo largo y ancho del país por el acceso al aborto
Protestas a lo largo y ancho del país por el acceso al aborto

Ahora la autoridad para regular la legalidad o ilegalidad del aborto, con todos sus matices, recae sobre cada estado. Florida es uno de los estados que ha aprobado leyes restrictivas en los últimos tiempos al respecto de este tema. Si bien con la nueva ley el aborto no es ilegal en el estado sureño (las restricciones llegan después de la semana 15 de gestación contemplando algunas pocas excepciones), la norma pone más restricciones que la ley estatal anterior que establecía que el aborto era legal hasta la semana 24 de gestación.

Las únicas excepciones contempladas bajo la actual ley de Florida es para abortos después de la semana 15 de gestación en caso de que la vida de la madre corra peligro, para prevenir heridas peligrosas o en caso de que el feto tenga una anormalidad que no le permita vivir. No hay contemplaciones para casos de violación, incesto o casos de tráfico humano.

En la orden de 68 páginas presentada por el juez Cooper para bloquear la ley, el magistrado aseguró basarse en antecedentes legales de la Florida como el fallo de la Corte Suprema estatal de 1989 donde se indica que el derecho a la privacidad es un derecho protegido por la constitución estatal, y que por ende el acceso al aborto está protegido.

“Esta corte debe seguir los antecedentes de la Corte Suprema de Florida en cuanto al derecho a la privacidad. Esos antecedentes existen y deben seguir existiendo en el futuro”, escribía el juez.

Sin embargo el bloqueo estuvo en efecto por menos de una hora. Un vocero de la oficina del gobernador DeSantis confirmó que el estado ya apeló, lo que anula de inmediato el bloqueo aunque no pone fin al debate legal.

SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR