EEUU: el condado de Los Ángeles volverá a exigir el uso de mascarillas en espacios cerrados por el aumento de casos de coronavirus

Las autoridades refuerzan las medidas de seguridad sanitaria para contener la alta propagación de la variante Delta. La medida entrará en vigor el fin de semana y permanecerá hasta que mejoren los balances de infecciones diarias

Los residentes del condado de Los Ángeles deberán usar mascarillas en espacios públicos cerrados (Foto: REUTERS)
Los residentes del condado de Los Ángeles deberán usar mascarillas en espacios públicos cerrados (Foto: REUTERS)

Ante el alarmante aumento de los casos de coronavirus por la rápida propagación de la variante Delta, el condado de Los Ángeles volverá a exigir el uso de mascarillas en espacios públicos cerrados.

“No estamos donde tenemos que estar para los millones de personas en riesgo de infección aquí en el condado de Los Ángeles, y esperar a hacer algo será demasiado tarde dado lo que estamos viendo ahora”, manifestó a la prensa este jueves el doctor Muntu Davis.

Esta medida entrará en vigor a partir de las 11.59 pm del próximo sábado. Según indicó el funcionario norteamericano, habrá algunas excepciones, pero la orden será similar a la que regía antes de la reapertura del estado de California el 15 de junio.

El doctor avisó, en tanto, que la norma permanecerá vigente “hasta que veamos mejoras” en los balances de transmisión comunitaria.

Davis sostuvo que el uso de mascarillas en espacios cerrados es una de las formas más eficaces para frenar la propagación del virus, sin interrumpir las operaciones en los negocios y comercios, y evitar así que mucha gente deba dejar de trabajar.

Sin embargo, aclaró que si la situación no se revierte, las autoridades no dudarán en aplicar nuevas medidas para evitar un rebrote aún mayor: “Cualquier cosa está sobre la mesa si las cosas siguen empeorando, y por eso queremos actuar ahora”.

El condado de Los Ángeles, el más poblado del país, registró en los últimos días un alarmante aumento de los casos de coronavirus. De acuerdo a datos aportados este miércoles, en la última semana el condado reportó una media de 1.077 nuevos casos cada día. Según datos recopilados por Los Angeles Times, esto representa un aumento del 261% con respecto a las dos semanas anteriores. Este jueves Davis informó 1.537 nuevos casos diarios.

Las autoridades de Los Ángeles reiteraron el llamado a toda la población a vacunarse para evitar un nuevo brote ante la alta propagación de la variante Delta (Foto: REUTERS)
Las autoridades de Los Ángeles reiteraron el llamado a toda la población a vacunarse para evitar un nuevo brote ante la alta propagación de la variante Delta (Foto: REUTERS)

A raíz de la fuerte propagación de la variante Delta, otros condados estatales también están instando a los residentes a tomar precauciones adicionales. Esta semana, las autoridades sanitarias de los condados de Sacramento y Yolo pidieron el uso de mascarillas en lugares públicos cerrados, aunque ninguno de ellos lo ha hecho obligatorio hasta el momento.

Olivia Kasirye, responsable de salud pública del condado de Sacramento, dijo que “el drástico aumento de los casos es preocupante, al igual que el número de personas que optan por no vacunarse”.

“Nuestra mejor protección contra el COVID-19 sigue siendo la vacuna. Instamos a todos los residentes elegibles a vacunarse para protegerse a sí mismos y a sus familiares y amigos”, indicó en un comunicado.

El Departamento de Salud Pública de California, por su parte, expresó su apoyo a los departamentos de salud locales, como el del condado de Los Ángeles, “para que adopten políticas más estrictas basadas en las condiciones de su comunidad”.

Si bien la obligatoriedad del uso de mascarillas es independiente al estado de vacunación de los residentes, las autoridades del condado reiteraron que “las vacunas siguen siendo la mejor protección” contra el coronavirus. Más aún en momentos en que la variante Delta amenaza con un fuerte rebrote.

El aumento de casos respecto a cifras de una semana atrás en EEUU (Foto: Univ. Johns Hopkins)
El aumento de casos respecto a cifras de una semana atrás en EEUU (Foto: Univ. Johns Hopkins)

Instamos a todos los elegibles a vacunarse, ya que es lo más importante que podemos hacer para detener la propagación del virus”, indicaron los funcionarios sanitarios en un comunicado enviado a Los Angeles Times.

Esta semana el principal epidemiólogo de la Casa Blanca, Anthony Fauci, indicó que en los condados donde las tasas de coronavirus son actualmente las más altas, existe una correlación directa con el hecho de que la gran mayoría de los residentes no están vacunados: “Más del 99% de las personas que murieron por causas relacionadas con COVID en junio no estaban vacunadas”.

La doctora Rochelle Walensky, directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC, por sus siglas en inglés), explicó que el aumento de la variante Delta, originada a fines de 2020 en India, significa que “estamos viendo un incremento de las hospitalizaciones y muertes entre las personas no vacunadas”. En esa línea, informó que más del 99% de todas las muertes por COVID-19 en junio se produjeron entre personas no vacunadas.

Aproximadamente un tercio de los estadounidenses no están completamente vacunados y son vulnerables a la variante Delta. Nuestra lucha contra este virus no ha terminado”, aseguró el presidente Joe Biden durante una conferencia de prensa la semana pasada.

Seguir leyendo: