Las autoridades fijaron el 11 de junio como fecha para su segunda comparecencia (Foto: Especial)
Las autoridades fijaron el 11 de junio como fecha para su segunda comparecencia (Foto: Especial)

Un "ataque de ira" habría sido el motivo por el que un hombre le disparó a dos niños en Carolina del Norte.

O al menos eso le dijo Byron Donnell Green a los policías que lo detuvieron el sábado en las calles del condado de Surry, tras haberle disparado a un niño de 9 años y a su hermana de siete.

De acuerdo con los primeros reportes, la agresión ocurrió porque Green tuvo un pleito vial con el padre de los niños, Craig Allen Sheff, en la comunidad de Flat Rock, en Mount Airy.

Las autoridades no han precisado si Green tuvo la intención de herir a los menores, o si fue un hecho accidental.

Actualmente se encuentra tras las rejas en el Centro de Detención del Condado de Surry (Foto: Especial)
Actualmente se encuentra tras las rejas en el Centro de Detención del Condado de Surry (Foto: Especial)

El padre de los niños alcanzó a llevarlos de inmediato a un hospital infantil en Winston-Salem, donde al poco tiempo el niño fue dado de alta, y según los informes, la niña se encuentra en condición estable después de haberle realizado una cirugía.

Green fue arrestado y acusado de utilizar su arma con la intención de matar, ocasionando lesiones graves. Sobre él pesan otros dos cargos por los que podría ser condenado a prisión, según lo informado por el canal de noticias Fox 8 WGHP.

Actualmente se encuentra encerrado en el Centro de Detención del Condado de Surry, y su fianza está fijada en USD 600.000, informó WTVD.

Las autoridades fijaron el 11 de junio como fecha para su segunda comparecencia, según el canal televisivo.

Niño de cuatro mató a su hermana de seis de un disparo accidental en la cabeza

Fortnite es un popular videojuego que está disponible para móviles y consolas (Getty Images)
Fortnite es un popular videojuego que está disponible para móviles y consolas (Getty Images)

Un hombre de 45 años oriundo de Long Island, Nueva York, amenazó con dispararle a un niño de once años luego de haber perdido una partida de Fortnite: Battle Royale, según informó la policía local.

Michael Aliperti fue acusado de haber cometido acoso luego de enviarle amenazas al niño, contra quién jugó el partido online. Los mensajes amenazantes fueron enviados a través de la Xbox, en septiembre del año pasado.

Según publicó el sitio NBC, el hombre le habría dicho al menor que le dispararía, probablemente en su escuela.