Una mujer abrió fuego este jueves en un centro de distribución de la empresa Rite Aid en Aberdeen, Maryland, y asesinó a tres personas. Luego, al verse rodeada por la policía, se suicidó con un disparo en la cabeza.

El jefe de policía de Harford Jeffrey Gahler confirmó que la tiradora era una empleada temporal de la compañía donde ocurrió el ataque.

Los primeros disparos se reportaron pasadas las 9 de la mañana (hora local, 13 GMT) cerca de un complejo de galpones. El sheriff Jeffrey Gahler aclaró que la policía no realizó disparos en el lugar y que la atacante fue detenida "en condición crítica" pero falleció poco después.

El área donde se reportó el tiroteo incluye una iglesia y un distrito comercial, y está cerca del campo de pruebas de Aberdeen, una instalación del Ejército.

La oficina del FBI en Baltimore acudió al lugar de los hechos y asistió al departamento policial en el incidente, tuiteó el FBI. Los agentes especiales de la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos también se presentaron en el lugar.

Una vecina de la zona indicó a WJZ que se trata de una zona calmada y que nunca hubo tanto caos. Según aseguró, contó más de 10 ambulancias dirigiéndose a la zona.

Con información de AP