El París Saint-Germain (PSG) perdió 3 a 1 de local ante el Manchester United y quedó eliminado de la Champions League a pesar del 2-0 obtenido en Old Trafford que parecía haber sentenciado la serie.

El elenco conducido por Thomas Tuchel no pudo contar con dos de sus figuras, Neymar y Edinson Cavani, ambos lesionados. El uruguayo estuvo entre los suplentes e ingresó al terreno de juego tras el tercer gol del conjunto español, pero su compañero vio todo el encuentro desde las gradas del Parque de los Príncipes.

El delantero había pasado el fin de semana en Río de Janeiro, en donde disfrutó de los carnavales, pero regresó a París para apoyar al resto del plantel. Evidentemente su respaldo no fue suficiente para evitar otra humillante caída de su equipo en el certamen europeo.

Neymar vio casi la totalidad del partido desde una de las gradas, pero luego descendió al terreno de juego (AFP)
Neymar vio casi la totalidad del partido desde una de las gradas, pero luego descendió al terreno de juego (AFP)

Cuando restaban unos minutos para el final, y el marcador estaba 2 a 1 para el Manchester United, Neymar descendió al terreno de juego para alentar a sus compañeros, pero se encontró con lo peor. El esloveno Damir Skomina revisó una jugada en el VAR en el minuto 90 y cobró penal por mano de Presnel Kimpembe.

Marcus Rasfhord se hizo cargo de la ejecución y convirtió el tercer tanto del elenco británico que se ponía en ventaja en la serie y eliminaba al PSG por tercera ocasión consecutiva en octavos de final (las anteriores habían sido ante Real Madrid y Barcelona).

Desde el otro lado de la línea, la cara de Neymar lo decía todo. El brasileño estaba atónito por lo sucedido y lejos habían quedado los festejos cuando Juan Bernat había establecido el 1-1.

El VAR cambió la historia del PSG

El delantero que sufrió una nueva dolencia en el metatarsiano de su pie derecho, que se fracturó en 2018 y por el que fue operado, atinó a reclamar un penal en la última jugada del partido que sólo él vio y que el árbitro ignoró por completo.

Así, Neymar se vuelve a despedir de la Champions League sin jugar. En la temporada anterior ocurrió lo mismo cuando su equipo debía medirse ante el Real Madrid y él se vio marginado por la misma lesión.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: